martes, julio 23, 2024

México sigue en la batalla contra EEUU por el maíz transgénico; AMLO propone dictamen de salud

Publicado:

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, reafirmó la postura de su Gobierno respecto a la importación de maíz transgénico, el cual, dijo, no se puede importar para consumo humano.
De acuerdo con el mandatario, su Gobierno tiene una postura muy clara al respecto que ha reiterado a Estados Unidos en varias ocasiones: sí al maíz amarillo para forraje, pero no para el consumo humano.
“Esa es una postura ya bien definida de parte nuestra: sí importar maíz amarillo, pero de forraje, para forraje, no para consumo humano”, agregó.
Durante su conferencia de prensa de este 9 de diciembre, López Obrador aseveró que con esto la relación entre México y EEUU no se ve afectada y anunció que su Gobierno propone que se realice un dictamen de salud para ver las implicaciones que tiene el maíz transgénico en los humanos.
Según lo dicho por el mandatario, por parte de EEUU la Secretaría de Comercio y Economía ya aceptaron la realización del estudio, pero, dijo, falta que acepte Agricultura. El trabajo, abundó, lo realizaría la dependencia estadounidense de Salud, mientras que por parte de México sería la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris).
El presidente de México firmó un decreto a finales de 2020 para prohibir el maíz transgénico aludiendo el daño que causa a la biodiversidad mexicana, en la cual coexisten hasta 62 variedades de maíz nativo.
Hoy por hoy, solo se puede introducir maíz amarillo genéticamente modificado a México con fines de alimentar al ganado; sin embargo, la meta es que para 2025 se llegue a la prohibición total de cualquier tipo de transgénico. Esta prohibición fue respaldada por más de 300 organizaciones campesinas, indígenas y ambientalistas que se congregan en la campaña nacional Sin maíz no hay país.
Sin embargo, la medida no ha sido bien recibida en los EEUU, pues alegan que esta afectará gravemente la economía del país. Rechazar el maíz transgénico podría establecer un precedente que afectaría el enorme crecimiento que ha tenido el campo estadounidense gracias a este tipo de alimentos. Según un estudio de PG Economics, entre 1996 y 2015, el uso de este tipo de alimentos aumentó la producción global en más de 357,7 millones de toneladas.
Actualmente, el asunto se discute por medio de paneles de controversia solicitados por EEUU contra México en el marco del T-MEC.
- Publicidad -
spot_img


Artículos Relacionados

Artículos Recientes

error: Content is protected !!