Adultos también deben tener cuidado de redes sociales

Adultos son quienes difunden más datos que pueden comprometer su privacidad.

Con el manejo de las redes sociales se habla de la supervisión que deben tener los padres con lo que hacen sus hijos y la información que comparten, pero también los adultos deben cuidar lo que publican, pues se brinda mucha información con una simple fotografía, indicó David Anaya, integrante de la Unidad de Policía Cibernética de Seguridad Pública.

Aunque se habla mucho de prevenir que los niños y jóvenes no compartan información que comprometa su seguridad, detalló que es más común que los propios adultos sean quienes más difunden datos que pueden comprometer su privacidad.

“Se debe tener mucho cuidado pues una fotografía puede decir mucho de quién eres, o estar revelando las placas de tu automóvil, uniforme, tu familia”. Se está dando el llamado “Doxing”, donde personas se dedican especialmente a sacar información a través de las redes sociales, así pueden armar el perfil completo de la persona y su vida.

Se pueden utilizar datos como nombre, edad, domicilio, trabajo, cuestiones familiares, para tratar de extorsionar a la persona. Mencionó que es importante no compartir ciertas cuestiones, no aceptar a gente que no se conoce y ser muy desconfiado en las redes sociales y sobre todo monitorear también lo que hacen los hijos.

Otra situación que destacó es que hay ciertas fotografías de los hijos que no se deben compartir, pues aunque parezca muy tierno y como padres estar orgullosos se quieren publicar ciertos momentos, pero otras personas pueden utilizarlas de manera negativa.

La pornovenganza es algo que también se está presentando, se da cuando una pareja termina su relación, uno de ellos queda dolido y empieza a chanteajar con fotos o videos íntimos. La población debe estar consciente que al momento de subir o enviar una fotografía ya no le pertenece.

Manifestó que es necesario que se tenga esta Unidad Cibernética para cuidar a la ciudadanía en el ciberespacio, así como lo que hacen los patrullajes en la calle. Se monitorean diariamente las redes sociales para detectar cualquier comportamiento de actividad ilícito.

También se actúa en colaboración para realizar investigaciones que se presentaron ante Fiscalía General del Estado, para dar seguimiento a una denuncia.