Agüero acaba con la sequía argentina después de 341 minutos sin gol

El Comercio Perú

Moscú, 16 jun (EFE).- El tanto anotado por Sergio Agüero en el minuto 19 del duelo ante Islandia, el primero del atacante del Manchester City en un Mundial de fútbol, permitió a la selección argentina reencontrarse con el gol en el certamen, 341 minutos después del acierto de Gonzalo Higuaín en los cuartos de final del torneo que albergó Brasil en 2014.

El atacante del Juventus italiano selló el pase de la Albiceleste a las semifinales al batir al belga Thibaut Courtois en el minuto 8 de aquel envite, disputado en el estadio Nacional de Brasilia. Ahí se agotó el acierto argentino. Su duelo de semifinales ante la escuadra holandesa concluyó con 0-0 y, tras la prórroga, el grupo entonces dirigido por Alejandro Sabella se impuso en los penaltis.

La final ante la selección de Alemania, por su parte, fue resuelta por Mario Götze con su solitario gol en el minuto 113 de la prórroga. La Albiceleste finalizó como subcampeona por el lastre de esos 322 minutos sin gol en Brasil.

Al contador agregó este sábado 19 minutos más. Ese fue el tiempo que necesitó Sergio Agüero para batir al portero islandés Hannes Halldorsson con un potente zurdazo en el primer compromiso del grupo D y agotar la sequía argentina. También la suya, ya que nunca antes había gritado gol en un Mundial. EFE