Aumenta el número de visitas a la tumba de Franco ante su posible exhumación

El País

Madrid, 8 ago (EFE).- La intención del Gobierno español de exhumar los restos del dictador Francisco Franco del Valle de los Caídos, el complejo monumental donde está enterrado, ha incrementado considerablemente el número de visitas a su tumba, que en julio recibió casi un 50% más que en el mismo mes de 2017.

El número de personas que visitaron el monumento, situado a casi medio centenar de kilómetros al norte de Madrid, pasó de 25.532 en julio de 2017 a 38.269 el mes pasado, según los datos ofrecidos por Patrimonio Nacional a Efe.

El punto de inflexión se produjo el 15 de junio, cuando el Gobierno español, presidido por el socialista Pedro Sánchez, anunció que se modificaría la Ley de Memoria Histórica para sacar los restos del dictador.

En los últimos quince días de ese mes visitaron el monumento 2.864 personas por las 2.174 que lo hicieron el mismo periodo del año pasado. El siguiente fin de semana, el del 23 y 24 de junio, el monumento contó con 2.860 visitantes por los 2.199 de 2017.

Por el contrario, en los meses anteriores la cifra se estaba reduciendo ya que en mayo de 2018 visitaron la zona 21.599 personas por las 26.778 de 2017. Los datos más notables son los de abril pasado cuando 24.157 personas acudieron a la ubicación por las 37.551 de 2017.

El presidente del Gobierno español aseguró hace una semana que la decisión de exhumar los restos del dictador y sacarlos del Valle de los Caídos está tomada y se llevará a cabo “muy pronto”.

El complejo monumental es motivo frecuente de discusiones políticas en España, porque se trata de un lugar que recuerda los tres años de Guerra Civil (1936-39) y, para muchos, la dura posguerra, ya que sus obras de construcción en los años 40 y 50 contaron con los trabajos forzosos de presos republicanos.

Franco (1892-1975) supervisó personalmente el emplazamiento y la construcción de ese lugar, que cuenta con una abadía benedictina, una basílica y un enorme osario donde están los restos de más de 30.000 muertos republicanos y franquistas de la guerra. EFE