miércoles, julio 28, 2021
Inicio > Noticias > Internacional > Aumentan a 1.259 los muertos en Honduras por COVID-19 y a 40.944 contagios

Aumentan a 1.259 los muertos en Honduras por COVID-19 y a 40.944 contagios

Tegucigalpa, 29 jul (EFE).- La cifra de muertos por COVID-19 en Honduras aumentó a 1.259, mientras que la de contagios a 40.944, informó este miércoles el estatal Sistema Nacional de Gestión de Riesgos (Sinager) en cadena nacional de radio y televisión.

El organismo registró 45 nuevos fallecimientos por COVID-19, de los que 23 corresponden al departamento de Francisco Morazán, en el centro del país, donde se localiza Tegucigalpa, la capital, que tiene una población de 1,5 millones de habitantes.

Con los nuevos decesos, la cifra aumentó a 1.259 en casi cinco meses de pandemia en el país centroamericano.

De 1.359 nuevas pruebas de laboratorio PCR, de diferentes fechas, 484 dieron positivo, para hacer un total de 40.944 contagiados con la mortal enfermedad desde que se comenzó a expandir la pandemia.

Los principales epicentros de la enfermedad siguen siendo los departamentos de Cortés y Francisco Morazán, en el norte y centro del país, ambos los de mayor población de Honduras.

El país centroamericano tiene 9,3 millones de habitantes, de los que más del 60 por ciento son pobres.

De los 484 nuevos contagios que registró hoy el Sinager, Cortés sumó 230, mientras que Francisco Morazán 53.

Otros departamentos, que han visto incrementada su incidencia de casos en las últimas dos semanas, hoy también tuvieron cifras altas.

Por ejemplo, Olancho y El Paraíso, en el oriente del país, registraron 43 casos el primero, y 41 el segundo.

El Sinager registró además 1.470 personas hospitalizadas, de las que 1.088 presentan un cuadro clínico estable, 328 graves y 54 están en unidades de cuidados intensivos.

Dentro de lo malo, también hay noticias esperanzadoras, como los casos de pacientes recuperados, que ya suman 5.281 con 178 nuevos casos registrados hoy, señaló el organismo.

Ante la grave situación que atraviesa la débil economía de Honduras por la pandemia de COVID-19, hoy se reanudó la “fase uno” de una reactivación económica que abarca importantes regiones como San Pedro Sula y Tegucigalpa, que en junio habían regresado a la “fase cero”, porque muchas personas no guardaban las medidas sanitarias de protección.

Para la reactivación económica, el país fue dividido en tres regiones, en las que las empresas pueden volver a la actividad laboral con un porcentaje de sus empleados que oscila entre el 20 y 60 por ciento.

La nueva disposición no incluye al transporte público urbano e interurbano, los aeropuertos, estadios de fútbol y otro tipo de establecimientos de concentraciones masivas, discotecas y otros establecimientos.

También han quedado excluidos de la primera fase unos 36 municipios que siguen teniendo una alta incidencia de casos de COVID-19. EFE