domingo, septiembre 19, 2021
Inicio > Noticias > Internacional > Austria admite fallos de comunicación sobre el autor del atentado de Viena

Austria admite fallos de comunicación sobre el autor del atentado de Viena

Viena, 4 nov (EFE).- El ministro del Interior de Austria, Karl Nehammer, admitió este miércoles que hubo fallos internos de comunicación sobre una información recibida en julio de Eslovaquia que debería haber alertado a las autoridades austríacas sobre el autor del atentado terrorista de Viena del pasado lunes.

En rueda de prensa en Viena, Nehammer confirmó que los servicios secretos eslovacos informaron a sus colegas austríacos sobre un intento de compra de munición de Kujtim Fejzulai, el atacante de 20 años que en nueve minutos mató con un arma automática a 4 personas e hirió a otra veintena antes de ser abatido por la policía.

La correspondiente información llegó a la Agencia Federal para la Protección de la Constitución y la Lucha Antiterrorista (BVT), pero “es obvio que en los pasos siguientes algo salió mal, hubo fallos en la comunicación” entre las diversas autoridades competentes, reconoció el ministro.

Nehammer avanzó que propondrá establecer una comisión independiente para esclarecer hechos y responsabilidades, y adoptar las medidas oportunas de cara al futuro.

En Bratislava, las autoridades de Eslovaquia informaron hoy de que en el verano pasado Fejzulai intentó comprar munición.

Según la prensa austríaca, en esa ocasión el autor del atentado estaba acompañado de otro hombre, y la venta de la munición le fue denegada porque no tenía el correspondiente permiso de armas.

“La policía eslovaca obtuvo información en verano de que los sospechosos procedentes de Austria trataron de comprar munición en nuestro territorio”, reza un mensaje público de las fuerzas de seguridad eslovacas.

“De forma inmediata”, las autoridades eslovacas enviaron la información “a los colegas austríacos”, confirmaron a Efe fuentes de la Policía eslovaca, que no quisieron precisar nada más para no entorpecer la investigación en Austria.

Fejzulai, nacido en Viena de padres albanomacedonios, ya había sido condenado a 22 meses de cárcel por querer sumarse al grupo yihadista Estado Islámico (EI) en la guerra de Siria.

Tras cumplir dos tercios de su pena, fue puesto en libertad condicional en diciembre pasado por su buen comportamiento y por seguir un programa de desradicalización.

El joven constaba también en los registros de islamistas radicales de la policía pero no se le consideraba una amenaza a la seguridad.

En la noche del lunes sembró el terror durante nueve minutos en el centro de Viena con un kalashnikov, una pistola automática y un machete, matando a cuatro civiles, además de dejar heridos a otra veintena de personas -entre ellas un agente- hasta que la policía logró abatirlo a las 20.09 horas del lunes.

Nehammer resaltó hoy que la citada “comisión independiente” deberá también esclarecer cómo el terrorista pudo “engañar perfectamente” a los responsables del programa de desradicalización y a la Justicia, que dieron la luz verde a su liberación anticipada.

El EI asumió anoche la autoría del atentado a través de uno de sus canales de propaganda. EFE

A %d blogueros les gusta esto: