Bailarín Gilbert Saldivar enfrentó varios retos en filme el “Shine”

zimbio.com

Ruth E. Hernández Beltrán

Nueva York, 7 oct (EFE).- Filmada en El Barrio latino del Harlem de Nueva York, la película “Shine” expone el amor por la cultura y la lucha contra la gentrificación en esa comunidad, entrelazado por la música de salsa en un reto para el bailarín mexicano Gilbert Saldivar.

Saldivar es uno de los protagonistas de este drama, dirigido y escrito por el italo-puertorriqueño Anthony Nardolillo, que gira en torno a dos hermanos que crecieron en El Barrio, donde eran los mejores bailarines latinos, y que se reencuentran tras siete años de la muerte de su padre (David Zayas).

En este filme independiente, con música de la época dorada de las Estrellas de Fania, así como también de Marc Anthony, Romeo Santos y Big Pun (1971-2000), entre otros artistas, Saldivar interpreta al puertorriqueño “Junior”, dueño de una tienda, cuya vida gira en torno a bailar salsa en los clubes.

Saldivar, “el coreógrafo de las estrellas” porque ha trabajado junto a Jennifer López, Madonna, Janet Jackson o Katy Perry y actualmente de gira con Christina Aguilera, aseguró en una entrevista con Efe que ser la voz en el filme para la comunidad, donde se estableció la mayor emigración puertorriqueña de la década de 1950, fue una “gran responsabilidad”.

Sin embargo, dice que el respaldo que encontró en El Barrio le dio gran confianza.

Previo a grabar el filme, premio de la audiencia en 2017 a “mejor película” en el festival de cine de Urbanworld en Nueva York, Saldivar viajó a la Gran Manzana y participó como “Junior” en el Desfile Nacional Puertorriqueño junto a empleados de una tienda en El Barrio de la que es dueño en la película, que llegó el pasado 5 de octubre a unos 600 cines en EE.UU.

“Desde ese momento comencé a tomar la energía de esa gente, vi en sus ojos el mensaje de ‘tú vas a contar mi historia'” de los problemas que afrontan por ser latinos o de comenzar un negocio, señaló Saldivar, que nació en Tamaulipas (México) pero creció en Houston (Texas).

“Todo lo que pasa Junior esta gente lo ha pasado”, afirmó Saldivar, quien comparte en el largometraje, filmado hace tres años, con el también bailarín Jorge Burgos, en su debut como actor, quien da vida a su hermano Ralphi Matas.

Tras siete años de no haber tenido ninguna comunicación, Ralphi, que ha tenido éxito trabajando para una inmobiliaria, regresa a su comunidad para intentar convencerles de que vendan sus propiedades, lo que genera enfrentamiento entre ambos y la gente con la que creció.

El filme, que también trata de amistad, de la lealtad y de la pasión por el baile, presenta el problema de la gentrificación que atraviesa estas comunidad latina de Harlem a la par con el drama entre los dos hermanos.

Saldivar destacó además que también se sintió presionado de dar vida a un puertorriqueño siendo mexicano y aseguró que fue “difícil” porque siente “gran respeto” por esa comunidad, pero “mis amistades puertorriqueñas me abrazaron, me educaron”, apunta.

“El latino es latino aunque seamos de diferentes partes y tenemos el mismo corazón”, afirma.

Y a pesar de ser bailarín tuvo que aprender a bailar salsa al estilo de Nueva York en sólo dos o tres horas previas a filmar la escena, lo que asegura fue todo una experiencia.

Confiesa que durante el último año le ocurrió lo mismo que a “Junior”, que tras ser impactado por un coche no puede volver a caminar y se llena de temor y dudas sobre lo que podrá o no hacer.

“Me han pasado muchas cosas. Tuve una contusión trabajando en una obra de teatro, he tenido muchas dudas de si puedo lograr cosas o de lo que puede pasar. El mundo ha cambiado demasiado con el presidente que tenemos y yo no me sentía con fuerzas”, señaló.

Señala que sus temores se deben a que su madre y otros familiares son indocumentados y no sabe qué pasará con ellos, ante el trato de la nueva administración hacia estos inmigrantes.

“Nunca les han arrestado ni han violado la ley pero viven con miedo” y él también, agrega.

No obstante, señala que con la promoción del filme simultáneo con la gira con Christina Aguilera se siente rejuvenecido y le han motivado a seguir hacia adelante.

“Estoy satisfecho, disfrutando el momento y me hace feliz que mi madre esté contenta”, afirmó. EFE