Bajan 25% solicitudes para comercio

El presidente de la Comisión de las Actividades Económicas del Ayuntamiento, Antonio Vázquez Sandoval, indicó que en comparativa con 2014 en 2015 las solicitudes ciudadanas para emprender un negocio disminuyeron hasta en un 25 por ciento, misma proporción en la que se estima se incrementó el comercio informal, principalmente en el Centro Histórico.

Señaló que al seno de la Comisión se tuvo durante todo el año una disminución en la cantidad de solicitudes ciudadanas para la realización de alguna actividad comercial, esto principalmente por la situación económica que enfrentaron las familias y a que muchas personas prefirieron iniciar un negocio pero sin llevar a cabo los trámites correspondientes ante la autoridad municipal.

El regidor priista destacó que tan solo durante el periodo vacacional de invierno se contabilizó una disminución del 10 por ciento en el número de solicitudes atendidas en comparación a las peticiones recibidas en el Cabildo durante el mismo periodo del año anterior; sin embargo la cantidad de comerciantes en las calles no fue menor, por lo que se asume que trabajaron sin permisos.

Añadió que durante las vacaciones las solicitudes para realizar alguna actividad económica en la capital suelen duplicarse en comparativa con un periodo normal, siendo hasta 75 las peticiones semanales que se hacen llegar al Ayuntamiento; sin embargo en el pasado periodo decembrino este incremento no se presentó, puesto que se tuvieron únicamente entre 30 y 35 solicitudes.

El edil explicó que estos números son entendibles desde el punto de vista económico de las familias duranguenses, las cuales todavía no han podido recuperarse de los ajustes realizados a nivel nacional en materia hacendaria que se vienen dando desde comienzos del año y que los hace pensar dos veces antes de iniciar un trámite formal y prefieren invertir ese recurso en su negocio.

Al respecto mencionó que habrán de trabajar coordinadamente con el área de Inspección Municipal a fin de que se pueda integrar a la formalidad a estas personas; “la intención no es dañar el bolsillo de los comerciantes, sino poder trabajar ordenadamente y a la par de aquellos empresarios que se han instalado conforme al reglamento para evitar que se presente competencia desleal”.