Bautista Agut: “Al final tuve toda la confianza que podía ganar a Djokovic”

Miami (EE.UU.), 26 mar (EFE).- Otro partido inolvidable para el tenista español Roberto Bautista Agut, vigésimo segundo cabeza de serie, en la cuarta ronda del Abierto de Miami, después que remontó un set en contra y venció por 1-6,7-5 y 6-3 al número uno de mundo, el serbio Novak Djokovic y logró el pase por primera vez a los cuartos de final del torneo Masters 1000 más importante de Estados Unidos.

“Después de haber perdido el primer set me di cuenta que tenía que ser más agresivo, fallar menos pelotas y sobre todo concentrarme al comienzo de cada punto con mi servicio y mi resto”, valoró Bautista Agut tras concluir el partido que duró dos horas y 30 minutos después que fuese suspendido temporalmente por la lluvia.

El jugador español admitió, que por lo visto en el marcador final, la estrategia funcionó muy bien.

“La clave del partido se dio al comienzo del segundo set, cuando comprendí que si quería ganar el partido tenía que mantenerme metido en el marcador sin darle ventaja a Novak”, analizó Bautista Agut. “De otra manera, cuando te enfrentas con Novak (Djokovic) y se pone con ventaja, su reacción es la de jugar aun más agresivo sin que te permita reaccionar”.

Bautista Agut, que se enfrentó por décima vez a Djokovic como profesional, y después de tener marca perdedora de 1-7, en los dos últimos duelos, ambos protagonizados este mismo año, ha sido el gran triunfador, al que hasta el propio tenista serbio ha “alabado” y además reconocerlo como el “merecido” ganador.

“Como se pudo ver en el primer set nunca pudo jugar al mismo nivel que Novak, me superó en todo”, reconoció Bautista Agut, luego todo cambió con la estrategia que desarrollé en el campo”.

La misma que había puesto en práctica durante el torneo de Doha, del que al final se proclamó campeón, y que le mostró el camino ganador después de haber perdido también un set.

“Sin lugar a dudas que me ayudó el pensar lo que había hecho en Doha al comienzo del año”, analizó Bautista Agut, que llegó al torneo con marca de 7-7 y ahora ya tiene 11-7. “Tenía confianza que podría jugar incrementar mi nivel y hacerlo al más alto en la recta final del partido como lo demostré al asegurarlo con mi saque”.

Pero después de sentir la felicidad y satisfacción de haber logrado otro triunfo importante, Bautista Agut también reconoció que su mente comenzaba a estar ya puesta en el duelo de mañana, miércoles, cuando se enfrente al estadounidense John Isner, séptimo cabeza de serie, que defiende el título de campeón, y ha dominado en lo que de torneo con su mejor arma, como es el saque.

“Será un duelo muy complicado, en el que tendré que estar concentrado al máximo, especialmente con mi resto, dado que superar el saque de Isner es de lo más complicado”, admitió Bautista Agut, quien tiene marca de 1-2 en los tres enfrentamientos anteriores, pero el último fue en el 2016 cuando lo hicieron también en los cuartos de final del torneo de Auckland (Nueva Zelanda) y él fue el triunfador.

Desde entonces Bautista Agut, de 30 años, ha logrado en cuarto torneos Masters 1000 clasificarse a los cuartos de final y tiene ya en su haber nueve títulos de la ATP Tour con 10 victorias contra jugadores que están en el Top 10 (10-46), incluidos los dos consecutivos ante Djokovic y otro frente al croata Marin Cilic en el Abierto de Australia.EFE