Carlos Sainz reconoce que le está costando adaptarse al Renault

EFE

Montmeló (Barcelona), 10 may (EFE).- El piloto español Carlos Sainz admitió este jueves, en la rueda de prensa previa al Gran Premio de España de F1, que le está costando un poco adaptarse al Renault y que, cuando lo logre, que espera que sea en breve, “todo irá sobre ruedas”.

El madrileño reconoció que los desajustes se deben a la falta de adaptación y que él no trabajó en la configuración del automóvil, como sí hizo su compañero, el alemán Nico Hülkenberg.

A pesar de ello, se le recordó en la sala de prensa del Circuito de Barcelona-Cataluña que los responsables de Renault están contentos con su trabajo e, incluso, contemplan la opción de ampliar su relación.

“Los jefes en la F1 aprecian el trabajo que estoy haciendo y ven que estoy muy cerca, y que en cualquier momento puedo dar la sorpresa, y por eso estoy calmado. Y espero poder devolverle al equipo resultados como el de Bakú (acabó quinto), por la oportunidad que se me ha presentado”, dijo.

“Estoy confiado en que cuando pueda corregir un par de cosas que necesito, y hablamos de márgenes muy cortos, lo haré mejor. No estoy angustiado. Todo irá sobre ruedas”, añadió.

Del arranque de la temporada, Carlos Sainz se siente muy contento, y sobre todo por ese quinto puesto en Azerbaiyán, a un escalón de igualar su mejor registro en la F1, un cuarto puesto en Singapur en año pasado, que definió en su momento como “el día más importante de mi carrera”.

“Ha sido un buen inicio de temporada, pero el resultado de Bakú fue mucho mejor. A partir de ahora, hay que seguir empujando y mejorando el coche y aprendiendo, para poder repetir los resultados de Bakú”, señaló.

“En Azerbaiyán tuvimos suerte con algunos accidentes y abandonos. Nuestro objetivo es ser el cuarto equipo. Parece que Force India está recuperando terreno. Aún no estoy al 100% en el coche. Tengo que probar cosas a las que adaptarme y tengo que adaptar el coche a mi estilo. Estoy trabajando muy duro. En cuando encuentre ese equilibrio en el coche, cuando adapte el coche a mí, vendrán los resultados solos”, explicó el madrileño.

Se le preguntó, aprovechando que compartía escenario con Fernando Alonso, si preferiría una victoria en Le Mans o en la F1. Carlos Sainz lo tiene claro: “Ganar dentro de cuatro días suena muy bien para mí. Tengo muchas ganas de vencer en casa. Cada vez que me entreno y me voy a la cama pienso lo mismo: ganar una carrera de F1 y un campeonato. Quizá en 10 o 15 años el sueño se torne a Le Mans. Dudo que cambie. Ahora solo está en mi mente la F1 y ganar”. EFE