Inicio > Columnas > Chicotito > “Chicotito”, por Jorge Blanco Carvajal

“Chicotito”, por Jorge Blanco Carvajal

  •  Otra mentira al morral de Hugo López Gatell
  •  Así ha tratado la pandemia a punta de vaciladas
  •  Mucha gente sigue creyendo que no existe el virus
  •  La protección, letra muerta en los municipios
  •  Faltan inspectores para sancionar a incrédulos

 

No creo en el coronavirus. Aunque digan misa, yo no creo, por eso no me cuido y no me ha pasado nada…”

Comerciante del interior del estado

 

Tantas son las mentiras de Hugo López Gatell que ahora la anunciada rueda de prensa semanal se quedó en diaria. La semana pasada el rocanrolero dijo que ya no se harían los anuncios diarios, sino semanales, y pues…siguen a diario…..OCURRENCIAS.- Eso sí, el combate a la pandemia sigue a punta de ocurrencias, por una parte de la Secretaría de Salud a nivel nacional, junto con IMSS e ISSSTE, y por otra de las secretarías de salud de los estados. Ya no se sabe quién está bien y quién mal, o quién acierta y quién falla…..CALAMIDAD.- Lo que sí es cierto son las afirmaciones de los expertos a nivel internacional, que ahora pronostican la duración de la tragedia hasta por los próximos tres años, de modo que las consecuencias, o la mortandad, quién sabe hasta dónde llegará y hasta cuándo se quedará entre o con nosotros…..OCURRENCIAS.- Los contagios, pues, se mantendrán por años, si es que salen los pronósticos como se dice y, como afirman otros: Es algo que llegó para quedarse. A pesar de que, y eso debe preocupar a las autoridades estatatales, en los munincipios es letra muerta el peligro de contagio. Uno que otro despistado usa cubrebocas y máscara, pero para los demás es letra muerta. Incluso, acabamos de confirmar en el interior del estado que muchas de las loncherías, gorderías o restaurantes en los municipios son atendidos por gente que sigue sin creer en el covid y no se protege, pero tampoco protege a sus clientes. Ahí, seguramente, se han colado decenas o cientos de contagios y se seguirán colando, pues ninguna dependencia tiene el cuerpo de inspectores suficiente para someter a esa gente incrédula, que no obstante su incredulidad, debía proteger a sus clientes. Aunque no se protejan ellos, que protejan a sus clientes, pero…tampoco hay inspectores que empiecen a trabajar en los municipios, muy a pesar de que los índices de contaminación están presentes prácticamente en todo el estado, en todos los municipios y, mientras se aclara si existe o no el patógeno, por lo menos debían protegerse los dueños de esos lugares con ventas de comida y, al final, si no creen en su existencia, de menos que protejan a sus clientes y usen el cubrebocas y la máscara, pero no lo hacen, siguen trabajando sin la más mínima protección, al fin que el covid “no existe…”, y otros todavía pretextan: “No importa que exista el covid, de algo vamos a morirnos…”. Es decir, falta mucha mano dura de nuestras autoridades para controlar la pandemia en los municipios, dado que en unos cuantos se cumple con la regla, pero en los demás, ni yendo a bailar a Chalma…..SORPRESA.- Y eso que, los presidentes municipales, incluyendo a las presidentas, están muy de acuerdo con las autoridades estatales en la adopción de medidas, porque no pasan a los hechos. No obligan a su gente a protegerse, de ahí los contagios por todas partes…..VERDAD.- Antes, recordemos, mucha gente reaccionaba con indiferencia a la pandemia cuando preguntaba si “usted conoce el nombre de alguien que esté enfermo o haya muerto por covid…”, y cuando la respuesta era no, la reacción de quien preguntaba era automática: “Esa madre no existe, no tengo por qué usar esos estorbos de cubrebocas y máscaras, que los use quien se sienta más vulnerable…”. Empero, aunque ya no se hace esa pregunta, nosotros les tenemos muchos nombres de enfermos y de muertos que ya rinden cuentas al Creador, de modo que nosotros no tenemos ninguna duda de la existencia del virus y de la existencia de los riesgos. Nosotros estamos en encierro permanente desde hace cuatro meses. Salimos nada más a comprar algo qué comer o hasta qué beber, pero mantenemos nuestro respeto a la enfermedad de la que los pacientes hablan calamidad y media y, para nuestra edad, lo mejor es tenerle respeto, distancia y temor. No le tememos a la muerte, tenemos que pasar por ahí, pero tampoco tenemos por qué acelerar el destino, y si podemos cuidarnos, lo hacemos sin ningún problema. Ya estamos hartos del encierro, quisieramos terminarlo hoy mismo, pero la realidad nos advierte de que vienen cosas peores, que lo que hemos vivido no es todo, que falta mucho para poder decir que ya lo brincamos. Nos quedamos con lo que dicen los científicos, que esto tardará unos tres años, durante los que no tenemos la menor idea de qué puede suceder. Quizá por eso los viejos tenemos que cuidarnos lo más posible, aunque no creamos en el covid, por lo menos cuidarnos y protegernos, porque al protegernos protegemos a los demás…..ACCIÓN.- Eso sí, urge que nuestros diputados creen las leyes que están haciendo falta para que todos nos ajustemos a lo que más conviene a todos, y que si alguien, que está contagiado, no hace nada para evitar el contagio a los demás, sea sancionado de manera ejemplar, puesto que nadie sabe quién está y quién no está contagiado, por tanto que sea un delito el contagiar a los demás, sobre todo si se resiste a protegerse. Es que en muchos de los casos uno procura que se cuiden los demás, para que no vayan a contagiarnos a nosotros, no porque nos interese que se cuiden. ¡La verdad..! Es todo esta tarde, nos vemos mañana si Dios lo permite o nos encontramos a cualquier hora en la web más visitada de la internet en Durango de todos los tiempos www.contactohoy.com.mx la que informa hoy de lo que sucede hoy, a cualquier hora del día o de la noche.

 

Twitter: @jorgeblancoc

Facebook: jorgeblancocarvajal

Instagram: jorgeblancocarvajal

Muchas gracias