Chile espera “con tranquilidad” fallo sobre demanda marítima boliviana

Ministerio de Relaciones Exteriores de Chile


Santiago de Chile, 12 sep (EFE).- Chile “espera con tranquilidad” el fallo de la Corte Internacional de Justicia sobre la demanda marítima presentada por Bolivia, afirmó hoy el Gobierno, que reiteró además su apego al derecho internacional y a los tratados vigentes.

“El Gobierno de Chile espera con tranquilidad el fallo que dictará la Corte Internacional de Justicia” (CIJ), precisó en un comunicado del Ministerio de Relaciones Exteriores, al confirmar que el Tribunal de La Haya dará a conocer su decisión el próximo 1 de octubre.

“El Gobierno reitera su apego al derecho internacional y en especial su respeto a los tratados de límites vigentes”, añadió la nota de prensa.

“El Ministerio de Relaciones Exteriores de Chile informa que la Corte Internacional de Justicia ha comunicado a las partes que dará lectura en audiencia pública de la sentencia del caso “obligación de negociar un acceso al Océano Pacífico Chile vs Bolivia el lunes 1 de octubre”, indicó el comunicado.

Al mismo tiempo, anunció que el presidente Sebastián Piñera y la propia Cancillería iniciarán un proceso de coordinación y consulta con los distintos actores políticos e institucionales, a fin de promover una política de Estado y la unidad nacional.

El Gobierno de Bolivia que preside Evo Morales demandó a Chile ante la CIJ en 2013 buscando que la Corte obligue a Chile a negociar y concederle una salida soberana al Océano Pacífico, que el país andino perdió en una guerra del siglo XIX.

Chile sostiene que todos los asuntos fronterizos con su vecino quedaron resueltos en un tratado de paz y amistad suscrito en 1904, veinticinco años después del conflicto.

Sobre esa base, Chile ha sostenido que la demanda boliviana no tiene fundamento jurídico, pues nunca ha asumido una obligación de negociar, ni en un tratado ni en declaraciones unilaterales, ni tampoco se podría decir que por escuchar a Bolivia ha surgido una obligación jurídica de acceder a su pretensión.

Durante una actividad pública, el presidente Sebastián Piñera reiteró que todos los temas fronterizos con Bolivia fueron resueltos “de forma clara y categórica” en el tratado de 1904, que ambos países firmaron “voluntaria y libremente, y que está plenamente vigente”.

Remarcó que como país respetuoso del derecho y los tratados internacionales, Chile “va a cumplir y hacer cumplir el tratado de 1904” y aseguró que, como política de Estado, van “a seguir defendiendo, con todos los instrumentos de la historia y del derecho” la “integridad territorial” del país.

Eso significa, dijo Piñera, “el territorio, el mar y la soberanía” de Chile.

Agregó que el país suramericano siempre ha estado dispuesto a conversar con todos los Estados, y “especialmente” con los “vecinos” para avanzar en la solución de los problemas, “obviamente que dentro del marco del cumplimiento de los tratados válidamente celebrados y vigentes, como el de 1904” y un marco “de buena voluntad y respeto entre las partes”.

Por lo tanto, agregó que esperan “con mucha tranquilidad esta sentencia”.

Según Bolivia, Chile ha ofrecido en varias oportunidades en el último siglo otorgarle un acceso al mar y defiende que esas supuestas ofertas suponen una obligación.

Desde Vietnam, donde se encuentra en una visita de trabajo, el canciller de Chile, Roberto Ampuero, hizo un llamado a la unidad de los chilenos frente al fallo de La Haya.

“Apelamos a la unidad de todos los chilenos y a la unidad en torno a la defensa de lo que son los intereses de nuestro país”, indicó el jefe de la diplomacia chilena, quien reiteró además lo expresado por la Cancillería en su comunicado. EFE