Inicio > Columnas > Cena de Negros > COLUMNA SENA DE NEGROS POR: DIONEL SENA

COLUMNA SENA DE NEGROS POR: DIONEL SENA

  • POLÍTICAS PÚBLICAS QUE EVITARON QUE A DURANGO LE PASARA LO QUE A MONTERREY… (EL LEGADO DE SALUM PARTE 2).

Mientras que otras ciudades del país, ya empiezan a acusar la escazes de agua como nunca en su historia y que ha llevado a sus habitantes, a la desesperación y a la exigencia a sus gobiernos de mejores políticas públicas para atender esa problemática, una ciudad que ha puesto el ejemplo, incluso en el renglón nacional, es indudablemente Durango, la cual ha sobrevivido a esos tiempos, gracias a distintas estrategias que desde el inicio de la administración de Jorge Salum del Palacio, se estuvieron aplicando sin ningún tipo de miramiento, los resultados, un mejor aprovechamiento y eficiencia del vital líquido, con un Sistema de Agua Potable y Alcantarillado con finanzas mucho más sanas que como fue recibido, pues en el 2019 la deuda histórica ascendía a los 150 millones de pesos y hoy ya es de 50 millones.

Esto sin duda que será otro de los legados de Salum del Palacio al frente de esta administración municipal, el cual, al arranque de la misma, dejó en claro que no se iba a tolerar, como en antaño, las tomas irregulares e ilegales, lo cual nunca fue un secreto, pues las tomas clandestinas siempre fueron el pan nuestro de todos los días en la ciudad de Durango, hoy esas cifras han bajado de manera exponencial, lo que sólo se logra con políticas públicas acordes a la realidad de una ciudad, como ha sido el caso y que requería de mano dura para poderlo llevar a cabo, lo que para muchos, no son medidas populares, sin embargo, se priorizó lo realmente importante.

El que se haya hecho mucho más ordenado el tema financiero y el que se haya bajado la deuda histórica, le permitió al municipio ejercer, con recursos propios, más de 320 millones de pesos en obra pública enfocada a los servicios que ofrece el propio Sideapa, tal es el caso del agua potable, alcantarillado y saneamiento y que el agua extraída se pudiera recuperar casi en su totalidad, lo que indudablemente era el mayor de los retos, por la enorme cantidad del vital líquido que se desperdiciaba a través de las fugas provocadas por las viejas tuberías, por lo que se renovaron 27 kilómetros de tubería de agua potable en cinco circuitos hidráulicos, algo a lo que administraciones pasadas no le habían querido entrar, por que eran obras que no se veían, pero que han permitido, la recuperación de 3.2 millones de litros de agua al día que se perdían por el mal estado de las tuberías.

Lo anterior, deja un antecedente para administraciones municipales futuras, pues este programa, se puede institucionalizar de tal manera que su temporalidad puede trascender trienios, sin importar que partido político esté en el poder, lo cual de llevarse a efecto, permitirá que un promedio de cinco circuitos hidráulicos cada tres años sean renovados, por lo que a la vuelta de tres lustros, ya se podrá lograr la renovación integral de los 25 asentamientos humanos de la ciudad de Durango que presentan la mayor cantidad de fugas de agua de la ciudad, un tema que de darle continuidad, permitirá que al menos esta capital, esté excenta los próximos años del padecimiento que viven ya otras ciudades del país, cuyos gobernantes se negaron a atender el tema y que hoy padecen la escasez del vital líquido.

error: Content is protected !!
A %d blogueros les gusta esto: