Comisionada adjunta ONU insta proteger DDHH al inaugurar oficina en Honduras

comisionada-adjunta-onu-insta-proteger-ddhh-al-inaugurar-oficina-en-hondurasTegucigalpa, 23 nov (EFE).- La alta comisionada adjunta de la ONU para los Derechos Humanos, Kate Gilmore, hizo hoy un llamamiento a proteger esos derechos al inaugurar una oficina de esa agencia en Honduras, atendiendo una petición del Gobierno que preside Juan Orlando Hernández.


La representación en Honduras de la Oficina de ese Alto Comisionado de la ONU tiene el mandato de vigilar la situación de los derechos humanos en este país centroamericano, afirmó Gilmore en su discurso de inauguración en Tegucigalpa.

Honduras y el Alto Comisionado suscribieron un convenio en mayo de 2015 para abrir una oficina de esa agencia en Tegucigalpa, y acordaron “trabajar en alianza bajo un fuerte mandato”, subrayó la alta funcionaria.

Enfatizó que la Oficina de ese Alto Comisionado de la ONU podrá “monitorear la situación de los derechos humanos, proporcionar asesoría, asistencia y cooperación técnica a instituciones del Estado (y de) sociedad civil para poder mejorar la promoción y protección de los derechos humanos”.

Además se pronunciará públicamente sobre “situaciones de grave preocupación” de violaciones de los derechos humanos en el país centroamericano, señaló.

La nueva oficina es “prueba del compromiso” del Gobierno con “la causa de los derechos humanos”, indicó Gilmore, quien este miércoles se reunió en privado con el presidente hondureño que no asistió a los actos de inauguración, en los que fue representado por el ministro coordinador del Gobierno, Jorge Hernández Alcerro.

El honor de las personas es la “esencia” de los derechos humanos, aseguró la alta comisionada adjunta de la ONU, quien abogó por la independencia del sistema judicial y la transparencia del poder Ejecutivo.

Anunció además que en marzo de 2017 se publicará el primer informe de la oficina del Alto Comisionado en Honduras, e instó a los hondureños a velar por el derecho a “protestar por lo que está mal”.

Los derechos humanos “no son un sistema que nos entregan, o una recompensa, o un resultado de un examen o desfile de belleza, los derechos son para los mejores de nosotros y los peores, para todos, sin exclusión”, explicó.

Gilmore expresó su entusiasmo por la apertura de la nueva oficina en Honduras y trabajar en conjunto con instituciones hondureñas para “poder levantar la dignidad de aquellos para los cuales gobiernan”.

Destacó además “la apertura y el compromiso personal” del presidente Hernández, y señaló que “la diligencia” de su Gobierno será “un poderoso factor humano” en el “progreso de los derechos humanos” en el país centroamericano.

A los actos de inauguración asistieron, además, la administradora del Programa de la ONU para el Desarrollo para América Latina y el Caribe, Helen Clark, y la subsecretaria general de Naciones Unidas y directora regional del PNUD para América Latina y el Caribe, Jessica Faieta, cuerpo diplomático acreditado en Tegucigalpa y representantes de sociedad civil, entre otros. EFE