Inicio > Noticias > Internacional > Congreso salvadoreño busca superar veto de presidente a retorno de ciudadanos

Congreso salvadoreño busca superar veto de presidente a retorno de ciudadanos

San Salvador, 21 abr (EFE).- Los dos principales partidos de El Salvador se plantean superar el veto del presidente del país, Nayib Bukele, a dos decretos que buscaban proteger a los empleados del sistema de salud y el retorno de unos 4.500 salvadoreños en el exterior, según dijeron este martes diputados opositores.

En medio de la emergencia por la pandemia de COVID-19, los diputados de la oposición aprobaron los decretos legislativos vetados por Bukele.

“Varios partidos políticos están madurando la idea de que este jueves se pueda superar el veto” y “estamos preparando la superación de los dos vetos”, dijo a periodistas el diputado Damián Alegría, del Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN, izquierda).

De acuerdo con Alegría, “son más de 100 personas del sistema de salud que están siendo afectadas por el CORONAVIRUS”, mientras que el ministro de Salud, Francisco Alabí, aseguró recientemente que son unos 12.

El mandatario señaló el lunes que estos decretos son ” sacados de la manga, sin respaldo técnico y, lo peor, sin financiamiento”, por lo que “no pueden ser aprobados y mucho menos ejecutados”.

El decreto legislativo 620 planteaba que el trabajo de los empleados de la sanidad que combaten el COVID-19 es un “bien público” y señalaba que el Gobierno debía buscar un seguro de vida para garantizar la “seguridad social de sus familias”.

Además planteaba que el Ejecutivo debía capacitar al personal de salud en el manejo de pacientes positivos y sospechosos de COVID-19, también prohibía que personas sin capacitar atendieran estos casos.

Según publicaciones de medios locales, el Ejecutivo señaló que este decreto es “inconstitucional” por supuestamente violar el “principio de equilibrio presupuestario” al establecer una obligación sin precisar fuentes de financiación.

El diputado Carlos Reyes, de la Alianza Republicana Nacionalista (Arena, derecha), dejó abierta la posibilidad de negociar con el Gobierno.

“Estamos abiertos a dialogar siempre”, comentó Reyes, quien señaló que “si algo ha visto el pueblo salvadoreño, es que hay reclamos del personal de salud de que no tienen los equipos, que no han tenido los entrenamientos adecuados”.

El legislador Francis Zablah, de la oficialista Gran Alianza por la Unidad Nacional (Gana, derecha), también abogó por establecer un diálogo para “lograr esos dos objetivos” de los seguros de salud y retorno de salvadoreños en el exterior.

El decreto legislativo 621 señala que el Gobierno debía “permitir el ingreso, sea vía aérea, terrestre o marítima” y “gestionar medios para su transporte”.

Este decreto fue vetado por presentar “meras expectativas irreales de retornar al país” a estas personas “debido a que las condiciones fácticas para garantizarle a los salvadoreños el retorno a territorio nacional, no han sido tomadas en cuenta por el Órgano Legislativo”.

El pasado 6 de abril, durante una cadena nacional de radio y televisión, que no permitiría el ingreso de unos 4.500 salvadoreños en el exterior por la falta de capacidad para mantenerlos en un centro de cuarentena.

“Si pasa eso (repatriación masiva), vamos a tener que soltarlos porque no vamos a tener la capacidad de mantenerlos en cuarentena segura” y “nuestro país colapsaría en un día”, sostuvo el jefe de Estado.

El Salvador registró 7 nuevos contagios locales de COVID-19 con lo que elevó el número de casos positivos a 225, sin que la cifra de fallecidos (7) reporte alzas. EFE

%d bloggers like this: