Contabiliza Sagarpa 8 mil hectáreas de cultivo dañadas por lluvias

sagarpaEl delegado de la Sagarpa en Durango, Tomás Fernando Castillo Hern, dio a conocer que en base al estudio que se realizó se contabilizan 8 mil hectáreas de cultivo dañadas por las pasadas lluvias, de las cuales 5 mil presentan daño parcial y 3 mil total, por lo que las aseguradoras ya se encuentran en el proceso de aplicar el seguro catastrófico.

El funcionario federal comentó que las hectáreas de siembra de frijol y maíz presentan más daño, lo que podría impactar en la producción de estos alimentos y en donde el 80 por ciento de los recursos proviene del Gobierno Federal y el 20 por ciento del Gobierno del Estado.

Explicó que en este tipo de seguro, el cual se aplica cuando las personas comprueban el daño en sus hectáreas, hay en dos vertientes en el tema agrícola y el ganadero, sin embargo, en esta ocasión la mayoría va enfocado al tema agrícola.

“Continúan con las inspecciones de daños por parte de las compañías aseguradoras, el Gobierno compra este seguro y ya posteriormente se necesita una evaluación, las hectáreas más dañadas se encuentran en los municipios de Poanas, Vicente Guerrero, Canatlán, Cuencamé y Durango”, sostuvo Castillo Hern.

El delegado ahondó de igual manera sobre la serie de pláticas que se les está brindando principalmente a las mujeres productoras o líderes que tienen actividades agrícolas para que puedan acceder al crédito rural y microcréditos.

Mencionó que se cuenta con la participación de otras dependencias y organizaciones dedicadas a promover el crédito y mejorar niveles de producción, en donde el objetivo es que haya un buen proceso de comercialización.

“El objetivo es darle buen soporte al campo, enfocado a los pequeños productores, decirles que las reglas de operación de algunos programas como el Proagro van a cambiar para apoyar a este sector que es la gran mayoría”, acotó.

Por último, indicó que en el tema del otorgamiento de créditos son las mismas instituciones crediticias las encargadas de otorgarlos y se busca que puedan integrarse a este esquema financiero, por lo que no es un factor negativo el que sean mujeres las líderes campesinas.