Da gracias a Dios por sus tres años de vida el pequeñito Édgar Eduardo Salazar Muños

En brazos de sus queridos padres Jesús Antonio Ruiz Prieto y Ma. de Lourdes Muños Jáquez, llevaron al pequeño Édgar Eduardo Salazar Muños ante el altar para ser presentado ante Dios y dar gracias por sus tres años de vida.

Por este motivo, los familiares y amigos más cercanos de la familia se reunieron en la Catedral Basílica Menor ubicada en el centro histórico de la ciudad donde sus padrinos, Luis Romero y Rosa Liliana Zaragoza, ante Dios prometieron hacerse responsables del crecimiento en la fe de su ahijado, así como de guiarlo por el buen camino.

El sacerdote celebrante, durante la misa habló de manera muy emotiva, dirigiéndose especialmente a los papás y padrinos de Édgar Eduardo, a quienes exhortó a ser cuidadosos con la educación y guía del pequeño, apegándose siempre a los principios de su religión.

Luego de que se hicieron las lecturas bíblicas y se impusieron las aguas bautismales al pequeño, el padre le dio la bendición, al igual que a todos los presentes, entre los que se encontraban sus abuelitos, tíos y primos.

Al término de la misa se ofreció un grato festejo en el domicilio de la familia Salazar Muños, donde celebraron este gran acontecimiento, el cual es, sin duda, muy importante para el simpático y risueño Édgar Eduardo.

Amigos y familiares disfrutaron de una magnífica convivencia, así como de un exquisito banquete y algunas refrescantes bebidas para la ocasión.

En esta ocasión le llevaron muchos regalos y lo colmaron de cariño y bendiciones en este día tan significativo en el que fue presentado ante el Supremo.

Muchas felicidades al pequeño Édgar Eduardo, por sus tres añitos de vida.