DAGUERROTIPOS

Nacimiento de la Universidad Juárez del Estado de Durango.- “Viva la Universidad Juárez de Durango”, fue la exclamación del Dr. y Maestro Francisco González de la Vega, Gobernador del Estado, ataviado con su toga doctoral, la noche del 21 de marzo en los pasillos del Edificio Central, inmediatamente después de que el diputado licenciado José Guillermo Salas, anunciara que el Congreso del Estado había aprobado el decreto que transformaba el Instituto Juárez en Universidad Juárez, anhelo acariciado por la comunidad juarista desde los años treinta. Once cañonazos del pequeño pero estruendoso cañón del patio principal atronaron el aire, lo mismo que el tañer de la histórica campanilla que por años había anunciado el arribo de los maestros y  de los sinodales de los exámenes profesionales. Gritos de júbilo brotaron de las gargantas y algunas lágrimas surcaron las mejillas que varios de los asistentes dejaron escapar. La Banda del Estado despidió con Las Golondrinas al Instituto Juárez y los heraldos estudiantiles salieron a la calle para recorrerla a pasos de gigante anunciando a los felices vecinos que Durango ya tenía universidad. Abrió la madrugada del día 22, el reloj marcó la 1:30, y tambores, cornetas y clarines de la Banda de Guerra de la naciente universidad estremecieron los aires en las afueras del domicilio del Dr. y Maestro Francisco González de la Vega, para elevar a las alturas las vibrantes notas del Tres de Diana y  la marcha Centenario en honor del gobernante fundador de universidades, seguidas de las porras de 300 universitarios agradecidos. Se recibieron telegramas de felicitación de los exrectores de la UNAM José Vasconcelos, Alfonso Caso, Luis Garrido, Chico Goerne y desde luego del  entonces rector Nabor Carrillo. Todo era gozo y algarabía.

 

Las patas de palo.- Las prótesis para las piernas antes de que existieran las muy modernas ligeras y muy prácticas, consistían en un pedazo de palo toscamente rebajado y con una tapa de hule en la parte inferior, es decir la típica pata de palo de los piratas de los cuentos infantiles, verbigracia el Capitán Garfio.

 

Las medias de popotillo.- Tiempo ha, las señoras de los pueblos y de los barrios de Durango usaban medias de popotillo, que eran medias gruesas color carne, que las señoras acostumbraban doblar por arriba de la rodilla sujetándolas con una liga ancha del mismo color.

 

Cuando “El Gallo” le ganó al “Pollo”. Tal suceso aconteció el domingo 6 de enero de 1957. Lorenzo Medina “El Gallo” se impuso al “Pollo Arreola” en la cuarta prueba ciclista para seleccionar la cuarteta que representaría a Durango en la IX Vuelta de México. Natural era que “El Gallo” le ganara al “Pollo”.

 

Los toros que no merecían llamarse toros.- A juzgar por la nota del periódico local “La Estrella”, la corrida del domingo 15 de enero de 1905 estuvo bastante mala, pues siendo digno el trabajo de los diestros Vicente Pastor “Chico de la Blusa” y de Joaquín Capa “Capita”, los seis bueyes de “La Pila” no merecieron el nombre de toros.