Dan ultimátum en México para el rescate de flora y fauna en manglar de Cancún

635894566062345801mMéxico, 4 feb (EFE).- La autoridad ambiental mexicana fijó el próximo lunes como fecha límite para que el Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur) cumpla con el plan de rescate y traslado de la flora y fauna protegida en el manglar de Tajamar, en el balneario de Cancún.

La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente indicó además que Fonatur debe presentar antes del 15 de febrero un plan de acción para retirar “los restos de la vegetación producto de los trabajos de remoción” dentro del proyecto Malecón Tajamar, ya que hay “riesgo de incendios” por la presencia de combustibles naturales en la zona.

“Dicho plan deberá ejecutarse siempre y cuando no exista causa legal o mandamiento jurisdiccional que lo impida”, señaló la institución en un comunicado.

Este mes se reanudaron los trabajos para la construcción de instalaciones residenciales, comerciales y de recreación en esa zona de Cancún, lo que desató una avalancha de críticas de parte de las organizaciones ambientalistas.

El Grupo Ecologista del Mayab (Gema) acusó que en las primeras 12 horas de trabajo se habían talado el 90 % de las hectáreas totales y que no hubo rescate de flora y fauna, como establece la autorización concedida al proyecto en 2005 y que vencerá el próximo 8 de febrero.

El organismo ambiental dijo hoy que si bien un juez ya ordenó la suspensión definitiva de “cualquier acto que implique la remoción de vegetación” en el manglar, ello “no impide a la institución ordenar la ejecución de actividades de recuperación y rehabilitación de flora y fauna”.

La resolución judicial “no tiene alcance alguno sobre la Procuraduría, toda vez que la institución ha actuado puntualmente en el ejercicio de sus atribuciones, garantizando la aplicación de la ley”, señaló.

Precisó que durante la inspección realizada la semana pasada en 59 hectáreas del proyecto se detectaron “actividades de remoción de vegetación”, así como la presencia de 24 especies de aves, dos de mamíferos y cuatro de reptiles.

Fonatur deberá “presentar un informe detallado de todas y cada una de las acciones que le han sido ordenadas”, incluyendo las técnicas de captura y manejo de los ejemplares silvestres y el registro del destino de reubicación de los mismos.

La Procuraduría advirtió que, de no cumplir con lo ordenado, Fonatur “podrá hacerse acreedor de imposición de sanciones administrativas”.

La semana pasada, la autoridad ambiental informó que no hubo indicios de “ecocidio ni devastación” atribuibles al Fonatur en el proyecto Malecón Tajamar Cancún.

Además, certificó que Fonatur contaba con autorizaciones válidas y vigentes concedidas en 2005 por la Secretaría del Medio Ambiente para la remoción de vegetación en el predio, el cual no es considerado sitio Ramsar ni se encuentra dentro de las áreas naturales protegidas del sistema lagunar Nichupté.

Ramsar se refiere a un tratado intergubernamental sobre conservación y uso sostenible de los recursos naturales, que está dedicado a la conservación y el uso racional de los humedales, sobre todo como hábitat de aves acuáticas. EFE