De Carvajal a Mariano, funciona la ida y vuelta en La Fábrica

Madrid, 28 ago (EFE).- El inminente fichaje de Mariano Díaz -internacional de la República Dominicana- por el Real Madrid culmina la política de ida y vuelta de los canteranos formados en la Ciudad deportiva de Valdebebas, que desde el año 2013 funciona a pleno rendimiento desde que Dani Carvajal triunfara en el Bayer Leverkusen y regresara al estadio Bernabéu.

Carvajal fue el primer gran retorno, el Real Madrid abonó 6,5 millones de euros al club germano tras ser elegido el mejor lateral derecho de la Bundesliga. El Lerverkusen pagó antes 5 millones, Carvajal se revalorizó y el Real Madrid recuperó al futbolista en una gran operación.

El valor añadido que tienen los jugadores del Real Madrid provoca que los clubes europeos se fijen en los jóvenes futbolistas, que al no tener minutos, se encuentran con unas ofertas interesantes donde el mercado dicta que el Madrid accede a ceder con una cláusula accesible de regreso.

El Real Madrid ha convertido su acertada estrategia de cesiones en un sinfín de salidas con vueltas por la puerta grande. Casemiro es otro de los grandes nombres asentados en el once inicial con vitola de titularísimo.

Salió Casemiro en la campaña 2013/2014 al Oporto, donde se encontró con Julen Lopetegui. El Oporto fue el trampolín de Casemiro, el club que le dio equilibrio, confianza y estabilidad. Además de Carvajal y Casemiro, nombres como los de Dennis Cheryshev (Sevilla FC, Villarreal), Lucas Vázquez (RCD Espanyol), Alvaro Morata (Juventus), Marco Asensio (Mallorca/RCD Espanyol), Vallejo (Eintracht Frankfurt), Borja Mayoral (Wolfsburgo), Marcos Llorente (Alavés), Fede Valverde (Deportivo) o Kiko Casilla (RCD Espanyol) han vuelto de una u otra forma con éxito a su club de origen, con más un mayor fuste futbolístico.

Mariano fue traspasado al Olympique de Lyon por 8 millones de euros y su valor de mercado según Transfermarkt es de 22 millones de euros. EFE