Director de Radio y TV Martí asegura que llegarán a Cuba “sin interferencias”

Ads305

Lorenzo Castro E.

Miami, 11 ago (EFE).- El nuevo director de la Oficina de Transmisiones hacia Cuba (OCB) del Gobierno de EE.UU., Tomás Regalado, asevera que muy pronto tanto la radio como la televisión Martí van a llegar “profusamente” a la isla y “sin interferencias”.

En una entrevista con Efe, el exalcalde de Miami, que es director de OCB desde junio, explicó que gracias a una nueva tecnología creada en conjunto por jóvenes ingenieros cubanos y sus pares en el exilio de Miami va a ser “casi imposible” que la señal de TV Martí “sea bloqueada por el régimen cubano”.

Sin dar muchos detalles Regalado manifestó que “las comunidades Martí” ya florecen en Cuba gracias a unos 200 aparatos que contienen esta tecnología que permite recibir la señal en alta calidad.

“Son comunidades de vecinos que ven TV Martí mediante estos dispositivos que son prácticamente desconocidos para el régimen de La Habana”, agregó.

Estos dispositivos son consecuencia tanto de una revolución tecnológica de la que “La Habana parece no darse cuenta”, como de jóvenes profesionales que “no tienen una agenda personal” sino que “quieren demostrarse a sí mismos y a los suyos que son capaces de innovar”, dice Regalado.

A su juicio, “el régimen está entre la espada y la pared, porque el cancelar todo tipo de conectividad los certificaría como dinosaurios históricos”.

El objetivo de Regalado es “sacar de las sombras” a ambos medios, creados en los años 80 y, a su juicio, afectados por una crisis y una falta de liderazgo durante la Administración de Barack Obama (2009-2017), quien emprendió un proceso de acercamiento a Cuba con el que el actual Gobierno de Donald Trump discrepa, aunque no ha roto las relaciones diplomáticas.

Regalado auguró que en los próximos seis meses Radio Martí tiene la “meta ambiciosa” de llegar a una audiencia de cinco millones en la isla.

Según una encuesta realizada el año pasado por la Universidad de Guanajuato (México), los oyentes eran entonces dos millones.

En la actualidad, Radio Martí llega a Cuba a través de tres frecuencias de onda corta y a partir del próximo lunes se sumará una nueva frecuencia en esa onda, lo que permitirá “que los cubanos en la isla durante 24 horas” tengan “la posibilidad de moverse de frecuencia si es que alguna está siendo interceptada”, explicó.

Señaló que el régimen “tecnológicamente no puede interferir todas las frecuencias” y es por ello que pronto estarán “con cuatro frecuencias en algunas horas determinadas del día”.

La emisora ofrecerá “una programación más atractiva, más agresiva” y mas acorde con los avances del siglo XXI “y no la radio de la década de los 70 y 80”.

“Queremos llegar a los millenials”, aseveró Regalado.

La OCB está incrementando además el envío de radios portátiles de onda corta, que funcionan con energía solar y, por ende, inmunes a los apagones, lo cual es gran baza, agregó.

Radio Martí -aseguró- tiene “mucha más audiencia de lo que la gente cree” y de lo que ha dicho el Gobierno cubano en los últimos 30 años, es decir desde que el medio empezó a funcionar en 1985 en virtud de la ley estadounidense de Transmisiones Radiales para Cuba, promulgada durante la Presidencia de Ronald Reagan.

Estos medios, dice el directivo, estuvieron “en el limbo” en los últimos años, pero la meta ahora es “reinventarlos”, así como a la web martinoticias, que acumula más de 670.000 visitas anuales.

Ahora, en su parrilla televisiva se incluyen 15 nuevos programas, entre ellos “Tú decides”, de la joven opositora Rosa María Payá, y no está prohibido llamar “dictador” a Raúl Castro, de acuerdo con la nueva política informativa que estableció Regalado.

El próximo martes, en una rueda de prensa, darán a conocer además la campaña “Cubano, conoce tus derechos humanos” que realizarán junto a la organización no gubernamental Freedom House y que incluye la puesta en marcha de una línea telefónica de denuncia.

“La Habana no había atacado a Radio y TV Martí por muchos años, ahora lo está haciendo lo que quiere decir que está funcionando”, manifestó Regalado, quien fue el primer corresponsal “cubanoamericano” de un medio de comunicación de Miami en la Casa Blanca.

Regalado, que llegó a Miami en la denominada Operación Pedro Pan, asevera que no tiene ningún tipo de injerencia desde Washington y ejerce sus funciones con “autonomía”, y siempre respetuoso de la línea editorial y del presupuesto anual de 28 millones de dólares.

Con su nuevo cargo, y tras sus ocho años en la Alcaldía de Miami, confiesa que además encontró una oportunidad de saldar su “deuda con Cuba”. EFE