Disminuye 70% atención en consultorios particulares

  • Debido a instalación de médicos junto a cadenas de farmacias

Por: Andrei Maldonado

consultoriosEl presidente de la Asociación de Consultorios Particulares, Carlos Maa Lares, reveló que la instalación de cubículos contiguos a las farmacias en diferentes cadenas ha golpeado de forma importante a los médicos que cuentan con consultorio propio, disminuyendo la atención que ofrecen en un 70 por ciento.

El médico señaló que la proliferación de las farmacias-consultorio, lo cual ha sido una tendencia al alza, ha golpeado de forma importante a los médicos que cuentan con consultorio propio o que se han asociado para atender en alguna clínica particular, ya que dado los bajos costos las personas los prefieren, además que ahí mismo pueden surtir medicamentos a menor precio.

Destacó que estos consultorios se han extendido gracias a dos factores: uno, que la amplia demanda de egresados de Medicina exige más espacios que estas cadenas ofrecen, sobre todo a aquellos galenos que no han encontrado una plaza en instituciones médicas públicas o que tampoco han podido iniciar un consultorio propio; y el otro depende del bolsillo de los pacientes.

“Se entiende la necesidad de los colegas por encontrar un sitio seguro de trabajo que están encontrando a través de estos medios, al igual que a las personas les resulta conveniente pagar menos por una consulta, sin embargo la labor de una farmacia como tal debe ser ofertar medicamentos y no consultas, desde ahí creemos que es una competencia desleal”, aseveró.

Maa Lares aseguró que proporcionar consultas a bajo costo es una estrategia mercadológica de las propias farmacéuticas, más que una labor a favor del paciente; “ellos deberían enfocarse en realizar las ofertas o promociones necesarias para la venta de sus productos y nosotros hacer la labor médica, porque los doctores no nos limitamos a pedir medicamentos de patente”, dijo.

Afirmó que es necesario que exista una regularización por parte de la Secretaría de Salud pues no hay nada que garantice la calidad de los médicos que laboran en estos espacios; “estos consultorios también atienden emergencias leves como la colocación de gasas, aplicación de inyecciones y estudios de laboratorio, situación que hace que la demanda que se tenía se vea disminuida”.

El galeno destacó que el precio de las consultas ha sido el mismo al menos en los últimos cuatro años, con incrementos apenas significativos en algunas áreas, manteniendo en promedio entre 400 y 500 pesos en consultas con especialistas y entre 300 y 350 en medicina general, mientras que los consultorios adjuntos a farmacias suelen cobrar entre 30 y 50 pesos sus atenciones.