Distrito con más indocumentados de Nueva York se alista para redadas de Trump

Jorge Fuentelsaz

Nueva York, 12 jul (EFE).- La congresista de la Asamblea de Nueva York Catalina Cruz destaca que su distrito del barrio de Queens es donde más indocumentados hay de todo el estado, por lo que ha lanzado una campaña para que sus residentes sepan cómo actuar ante las inminentes redadas anunciadas por el presidente Donald Trump.

“Tenemos una de las comunidades indocumentadas más grandes de toda la ciudad, yo represento a la comunidad indocumentada más grande todo el estado de Nueva York, yo diría que más o menos 20.000 en el distrito”, dice a Efe Cruz, una política que representa al distrito 39, que incluye partes de los barrios de Corona, Elmhurst y Jackson Heights.

Según sus cálculos, “el 60 por ciento de la comunidad que vive en este distrito son no-ciudadanos, o sea, residentes, indocumentados, tienen DACA (programa que ampara a jóvenes indocumentados) o algún otro tipo de estatus”.

El presidente de EE.UU., Donald Trump ,confirmó hoy que el Servicio de Inmigración y Aduanas (ICE, en inglés) iniciará este domingo redadas masivas en diez ciudades del país para deportar a “miles” de indocumentados.

“Es una operación enorme, si se ha filtrado que va a comenzar no pasa nada, empieza el domingo, y vamos a sacar de aquí a miles” aseguró Trump.

Pero Cruz, del Partido Demócrata, como la mayoría de los representantes políticos de Nueva York, ya ha empezado a prepararse para hacerle frente.

“Una de las cosas que vamos a hacer es unirnos a asociaciones comunitarias para llevar información, venir a parques, escuelas iglesias, centros de salud donde la gente se esté reuniendo”, para llevarles información, porque “ellos tienen miedo ahora”.

En este sentido, Cruz, que es “dreamer” (soñadora), como se conoce a los niños que entraron ilegalmente en el país, y licenciada en Derecho, explica qué deben hacer los indocumentados cuando se encuentren con los agentes del ICE o “la migra”, como se les conoce coloquialmente entre la comunidad de habla hispana.

“Si llegan a tocarle la puerta, no abra la puerta si no hay orden judicial; no hable con nadie si no hay orden judicial. Usted tiene derecho a quedarse callado, pida un abogado”, dice Cruz desde un banco del Parque de las Américas, en Corona, antes de explicar que caminar por su distrito es como “darle la vuelta al mundo”.

“Por la avenida 37, si empiezas desde Jackson Heights y te vienes para acá es como darle la vuelta al mundo. Empiezas con la comunidad que le llaman del sur de Asia, que son de Bangladesh, de la India, etcétera. Vas subiendo y te encuentras con la comunidad colombiana; más acá te encuentras con los ecuatorianos; un poquitico más la mexicana y llegas hasta acá y está la comunidad dominicana”, cuenta.

La asambleísta estatal recuerda que Nueva York es una “ciudad santuario” y, por lo tanto, los indocumentados están más protegidos que en otros lugares porque las autoridades y la policía local no colabora en asuntos migratorios con el Servicio de Inmigración y Aduanas.

“Ese es el beneficio de una ciudad santuario donde tu información y el hecho de que tú eres indocumentado no se le va a ir a entregar a los oficiales de ICE. En cambio, en una ciudad no santuario eso no existe”, dice antes de agregar que ella recuerda las redadas del presidente George Bush de hace “doce u once años”.

Entonces, comenta, la policía de Inmigración se ponía una chaqueta de policía e iba acompañado de una agente local y visitaban las casas de personas con sentencias de deportación.

“La gente les dejaba entrar porque decía, ¡Ah!, son la policía no la migra”, pero luego les pedían la documentación y si eran indocumentados, aunque no fueran la persona que iban buscando se los llevaban, dice Cruz, que descarta que los agente de ICE se pongan a hacer redadas en parques o en medios de transporte, al menos de momento.

“Lo que vamos a hacer es educar a las personas sobre esas tácticas que ya hemos visto que utilizan”, concluye.

Para Cruz, el lanzamiento de estas operaciones no es aleatorio, sino que están relacionadas con la elaboración del censo de 2020, en el que la Administración de Trump ha fracasado a la hora de intentar introducir una pregunta sobre la ciudadanía.

Políticos demócratas como Cruz y ONG acusaron a Trump de pretender incluir esta pregunta para evitar que los indocumentados participaran en el censo y castigar a las comunidades con más inmigrantes irregulares, ya que la representación política a nivel federal y las partidas presupuestarias están vinculadas al número de habitantes.

“Él (Trump) sabe como meterle miedo al pueblo”, dice Cruz, antes de subrayar que Estados Unidos tiene una responsabilidad con todas aquellas personas que vienen a EE.UU. no en busca de “Disneylandia”, sino en busca de una oportunidad para trabajar. EFE