Durango maltratado por la federación

  • Le ha quitado más de 3 mmdp y se temen más recortes en 2020
  • Amenaza Aispuro con sacar a Durango del pacto fiscal federal

Por: Martha Medina

“Durango no merece el trato que recibe del Gobierno Federal, es uno de los más maltratados en lo que se refiere a la asignación presupuestal”, señaló el gobernador José Aispuro Torres, al referirse a la propuesta que se presentó ante el Congreso de la Unión, la cual contempla una disminución en los recursos para la entidad, por lo cual podría considerar el retiro del pacto de coordinación fiscal que se tiene actualmente.

Al referirse al tema del proyecto de presupuesto para el 2020 que envió el Presidente de la República al Congreso de la Unión, el mandatario estatal señaló que en el caso de la asignación propuesta para Durango trae una disminución en términos reales del 3.2 por ciento en participaciones, y en aportaciones que impactan a la entidad hay otra reducción superior al 2 por ciento, lo cual implica que habrá menos recursos de los que se tienen contemplados en estos momentos.

Recordó que en carreteras para este año se autorizaron 1,600 millones de pesos y ahora solamente se proponen 1,100, y a pesar de que se verá la posibilidad de tener acceso a otros 300 millones, aun con eso quedaría la entidad por debajo de lo que se tiene en este 2019, aunque el recorte más significativo es para el campo duranguense, ya que de poco más de 600 millones que se ejercen solamente se contemplan 54 millones.

Ante esta circunstancia, el gobernador Aispuro hizo un llamado a los legisladores federales y a los senadores a quienes les recordó que como lo planteó al presentar su informe, cada quien tiene que cumplirle a Durango y asumir la responsabilidad que le compete, para luego expresar confianza en que ayudarán a la entidad para que se hagan modificaciones en este presupuesto, que lleven a contar con más recursos.

“Durango, debo decirlo, es el cuarto estado más maltratado por parte de la Federación, hoy lo vemos, ahí están los números, no son inventos de su servidor, hoy somos uno de los estados más maltratados, así de claro”, dijo textualmente el gobernador, para luego señalar que en términos de dinero, de las participaciones que se tenían previstas para este 2019 se tendrán de 500 a 800 millones menos para el año entrante, mientras en el tema del campo consideró que existe una gran insensibilidad cuando Durango vive la peor crisis por falta de lluvias y será el año en que habrá una mayor reducción en este renglón.

Añadió que se ha demostrado una institucionalidad hacia el Gobierno Federal, una voluntad de colaborar para que le vaya bien al presidente de la República y también a los duranguenses, pero consideró que el trato que recibe la entidad no corresponde a lo que merecen los duranguenses. “Tenemos que tomar otras medidas, creo que si estas decisiones siguen así, habré de plantearlo con toda responsabilidad con mis compañeros gobernadores, decirles que si la Federación no nos quiere, salgámonos del pacto de coordinación fiscal”, agregó Aispuro Torres, al señalar que se buscará ver qué pueden hacer los duranguenses, como en cada momento de la historia, para salir adelante, para luego explicar que esta medida implicaría que los impuestos se cobren en Durango y ya no se los lleve la Federación.