El infierno consume los bosques de la chilena localidad de Santo Domingo

Foto: Francisco Castillo | Agencia UNO

Santo Domingo (Chile), 5 ene (EFE).- Un verdadero infierno consume más de 1.500 hectáreas de bosques en el interior de las montañas cercanas a la chilena localidad de Santo Domingo, hasta donde han llegado refuerzos de casi todo el país para combatir las llamas y evitar que estas se acerquen a los lugares poblados.

Según el Centro Nacional de Alerta Temprana, hasta el mediodía del sábado se reportaron 26 incendios forestales registrados a nivel nacional, de los cuales 7 se encuentran activos, 10 están controlados y 9 fueron extinguidos.

El más peligroso de todos es el incendio forestal denominado San Guillermo, en Santo Domingo, el cual afecta una superficie por confirmar de más de 1.500 hectáreas de vegetación en general ubicada en el interior de los cerros de las proximidades de la urbe y que ya han sido arrasados por las llamas.

En el lugar, situado 120 kilómetros al suroeste de Santiago y vecino al litoral chileno, trabajan denodadamente brigadas, técnicos y 2 helicópteros de la Corporación Nacional Forestal (Conaf).

Además, cuenta con el apoyo de brigadas del Ejército y la Armada de Chile y también bomberos de las localidades de Santo Domingo, San Antonio, Algarrobo, Valparaíso, Viña del Mar, Casablanca, Navidad y Rapel.

Un avión de la Fuerza Aérea de Chile transportó en las últimas horas a 46 brigadistas desde las ciudades de Punta Arenas, Puerto Aysén y Puerto Montt para apoyar en esa zona el trabajo de sus compañeros.

En el lugar también se encuentra una motoniveladora de vialidad y una ambulancia de la Asociación Chilena de Seguridad, ante la eventualidad de un accidente.

La autoridad regional mantiene vigente cuatro alertas rojas: las dos primeras en la región de Valparaíso, Puchuncaví y Nogales; otra en la localidad de Santo Domingo y finalmente en la comuna de Navidad, en la región de O’Higgins, donde un incendio forestal ha consumido 385 hectáreas.

La Oficina Nacional de Emergencia (Onemi), dependiente del Ministerio del Interior, informó que, además, se mantiene alerta amarilla para la comuna de Cauquenes, en la región sureña del Maule, por incendio forestal (de menor magnitud).

Lo mismo para la región de Ñuble y del Biobío, todas en el sur de Chile, donde también se registran incendios forestales.

El intendente (gobernador) de la región de Valparaíso, Jorge Martínez, dijo a los periodistas que se encuentran en las inmediaciones de Santo Domingo que las llamas han afectado gravemente los terrenos ganaderos y el bosque nativo.

Martínez, indicó que la vaguada costera que se generó durante la mañana de este sábado, ayudó en cierta forma a combatir las llamas en esa zona, que este viernes estuvieron a punto de alcanzar casas de Melipilla, comuna que pertenece a la región metropolitana de Santiago.

Debido al peligro que se cierne en el territorio chileno a causa de los incendios forestales, el senador Francisco Chahuán y la diputada Catalina del Real, ambos militantes del oficialista partido de Renovación Nacional, dijeron a la prensa que han tomado contacto con el Gobierno ruso para solicitar oficialmente el hidroavión Beriev Be-200, diseñado especialmente para combatir incendios forestales.

La nave anfibia multipropósito solicitada cuenta con una capacidad de carga de 13.000 litros de agua que puede cargar en 15 segundos, ya sea de mar o dulce, y está dotada con un motor de reacción.

Avión que, según los legisladores, tendría mejores condiciones para la lucha contra los incendios que las de la aeronave Ulushin II-76, más conocida en Chile como “Luchín”, la cual actuó en el país durante los gigantescos siniestros registrados en enero de 2017 que provocaron 11 muertos y destruyeron 1.603 casas.

La diputada Del Real señaló a la prensa local que dada la gravedad de los incendios y las condiciones atmosféricas que no mejorarán en el corto plazo, se requiere esta solicitud urgente y de carácter humanitario.

“El Gobierno ruso podría enviar un avión de inmediato que nos permitan combatir rápidamente los incendios que ya están afectando gravemente a nuestro país”, añadió la legisladora. EFE