El jefe de la policía de Eslovaquia deja el cargo por la presión ciudadana

Slobodný Vysielač

Praga, 17 abr (EFE).- El jefe de la Policía de Eslovaquia, Tibor Gaspar, anunció hoy que dejará el cargo el próximo 31 de mayo, acordada con el primer ministro y responsable en funciones de Interior, el socialdemócrata Peter Pellegrini, informa la emisora TA3.

La salida de Gaspar al frente de la policía se produce en el marco del escándalo por el asesinato de un periodista de investigación a finales de febrero, en circunstancias aún por aclarar, que ha generado protestas multitudinarias por la supuesta falta de independencia de ésta y otras investigaciones.

La muerte de Kuciak, que hacía pesquisas sobre la mafia italiana y sus vínculos con círculos próximos al exprimer ministro Robert Fico, provocó la caída de su Ejecutivo tripartito, y también la dimisión, ayer, del nuevo ministro de Interior, Tomas Drucker.

Pellegrino dijo que el nuevo ministro de Interior, aún por definir, no debe estar “cuestionado” por la presencia de Gaspar al frente del cuerpo de policía.

Unas 35.000 personas salieron el domingo a la calle de Bratislava para pedir el cese de Gaspar y del fiscal especial Dusan Kovacik, así como elecciones anticipadas.

El asesinato del joven periodista, de 27 años, ha causado una gran indignación en Eslovaquia, que vive desde entonces la mayor ola de protestas desde el fin del comunismo en 1989.

Las movilizaciones han estado promovidas por las plataformas “Por una Eslovaquia decente” y “No nos da igual” y se han repetido de manera masiva desde la muerte de Kuciak y su novia, Martina Kusnirova, hace dos meses.

El Gobierno ha ido cediendo a las reivindicaciones lanzadas durante las protestas, con excepción de la convocatoria anticipada de comicios.

La destitución del jefe policial fue también requerida para calmar los ánimos de la ciudadanía por el jefe de Estado, Andrej Kiska, que ha actuado de intermediario entre las plataformas cívicas y el Gobierno.

La decisión acordada hoy se hará efectiva mañana, mediante la presentación por Gaspar de una carta oficial de dimisión. EFE