El matrimonio homosexual creció cinco veces más que heterosexual en Brasil

Foto: SDPnoticias.com

Foto: SDPnoticias.com

Río de Janeiro, 24 nov (EFE).- La tasa de crecimiento de los matrimonios homosexuales en Brasil el año pasado fue cinco veces superior a la de los casamientos heterosexuales con respecto a 2014, según datos del Registro Civil divulgados hoy por el Gobierno.

Mientras que las uniones de parejas del mismo sexo en el Registro Civil aumentaron 15,7 % en 2015, las de parejas de sexo diferente sólo crecieron 2,7 %, de acuerdo con las estadísticas publicadas por el Instituto Brasileño de Geografía y Estadísticas (IBGE).

En números absolutos, sin embargo, la cifra de casamientos entre homosexuales tan sólo representó el 0,5 % del total en 2015. El año pasado fueron registrados 1.131.707 casamientos heterosexuales y 5.614 homosexuales.

El número de uniones entre parejas del mismo sexo en 2015 saltó 51,7 % en comparación con 2013, año en que el Gobierno aprobó la resolución que obliga a notarios y oficinas del registro civil a celebrar casamientos civiles entre parejas del mismo sexo y a convertir las uniones estables de homosexuales en casamientos.

“El incentivo a la oficialización de las uniones por medio de casamientos colectivos organizados por alcaldías, notarías e iglesias contribuyó, en gran medida, al fuerte crecimiento de los casamientos oficiales”, explicó el IBGE en un comunicado.

En los casamientos entre parejas de sexo diferente, el 76 % fue entre solteros, el 9,6 % entre mujer soltera y hombre divorciado y el 6,4 % entre mujer divorciada y hombre soltero. La edad promedio de los hombres contrayentes fue de 30 años y la de las mujeres de 27 años.

En los de parejas del mismo sexo, el 86,7 % fue entre solteros para los hombres y el 77,7 % entre solteros para las mujeres. La edad promedio varió entre 31 y 36 años para los hombres y entre 32 y 34 años para las mujeres.

Las estadísticas mostraron igualmente que el número de divorcios en Brasil cayó 3,5 %, hasta los 328.960 el año pasado, y que la edad media del hombre al divorciarse fue de 43 años y la de la mujer fue de 40 años. El tiempo promedio de duración del matrimonio disuelto fue de 15 años.

El 47,7 % de las parejas que se divorció tenía hijos menores de edad, que en el 78,8 % de los casos quedaron bajo la tutela de la madre y en el 5,2 % de los casos con el padre.

La gran novedad fue el crecimiento de la guardia compartida, desde el 7,5 % de los casos en 2014 hasta el 12,9 % en 2015, en parte por una ley sancionada hace dos años y que incentiva este tipo de solución.

Las estadísticas del Registro Civil también mostraron que las mujeres pasaron a ser madres más tarde. Mientras que en 2005, la tercera parte (30,9 %) de los bebés era de mujeres de entre 20 y 24 años, ese porcentaje bajó al 25,14 % en 2015, año en que el 20,3 % de los bebés fue de mujeres con entre 30 y 34 años y el 10,5 % de las que tenían entre 35 y 39 años.

De acuerdo con las cifras divulgadas, la mortalidad infantil para niños con menos de un año de edad en Brasil cayó desde el 4,0 % del total de óbitos en 2005 al 2,5 % en 2015.

El número de muertes saltó en un 23,7 % en una década, desde 992.477 en 2005 hasta 1.227.396 en 2015, pero “en razón, sobretodo, del envejecimiento de la población”.

Mientras que en el 2000 las muertes en menores de 5 años representaban el 6,9 % del total y la de los mayores de 65 años el 48,8 %, en 2015 la de menores de 5 años bajó al 3,0 % y la de mayores de 65 años subió al 58,1 %.

El número de nacimientos registrados creció un 1,4 %, hasta 2.945.344 el año pasado. EFE