El presidente de Turquía esquiva una tibia protesta en Quito

4094634-3x2-940x627Quito, 4 feb (EFE).- El presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, que realiza una visita oficial a Ecuador, esquivó hoy en Quito una tibia protesta de estudiantes y activistas, cuando acudió a un centro académico para dictar una conferencia.


“Fuera Erdogan” y “Viva el pueblo kurdo”, fueron algunas de las consignas gritadas por una treintena de manifestantes que se habían apostado a un costado de la entrada principal al Instituto de Altos Estudios Nacionales (Iean), el principal centro de posgrado de Ecuador.

Un contingente de militares, que luego fueron reemplazados por agentes antidisturbios de la Policía, contuvieron a los estudiantes que rechazaron la presencia del mandatario turco.

“No todos los estudiantes, no todos los profesores están de acuerdo con esto”, que Erdogan llegue al Iaen, dijo una de las estudiantes que flameaba una pancarta con consignas contra el mandatario.

Asimismo, la joven culpó al presidente turco de una supuesta “brutal represión” contra el pueblo kurdo, una minoría étnica que habita en una región de Turquía, así como en zonas de Siria e Irak.

Orshan Kamasek, activista kurdo que vive en Ecuador y que participó en la protesta, dijo que el presidente turco “está matando a nuestro pueblo” y que, además, Erdogan se ha alineado con la coalición internacional liderada por Estados Unidos para “atacar Siria”.

“Turquía es parte de la guerra en Siria, porque financia esa guerra y es amigo del Estado Islámico”, el grupo terrorista que ha conquistado varios territorios en esa región.

Los agentes de las fuerzas del orden controlaron la manifestación, aunque se presentaron algunos incidentes cuando llegó el presidente turco a la sede del Iaen.

Para evitar mayores altercados, los policías retiraron con el uso de la fuerza a varios estudiantes y activistas que pretendían llegar hasta la comitiva del mandatario turco.

Con la visita a la capital ecuatoriana, Erdogan cierra una corta gira suramericana que también ha hecho escala en Chile y Perú. (1)EFE