Española acusada en EE.UU. de abusar de su hermana queda libre y sin cargos

El Nuevo Herald

Miami, 10 may (EFE).- La “pesadilla legal” de la española Marta San José terminó hoy en Miami después de que la Fiscalía desistiera definitivamente de presentar cargos contra ella, que había sido acusada de haber abusado de su hermana menor en compañía de su esposo, quien se quitó la vida en 2017 a raíz del escándalo.

“Finalmente la pesadilla legal de mi cliente ha terminado. Estamos muy contentos”, señaló hoy a Efe el abogado Jorge Viera, quien afirmó que la joven española de 21 años fue una víctima de Dale Leary, el hombre con el que se casó cuando tenía 18 años.

“Esperamos que poquito a poquito pueda recuperar su vida”, dijo el abogado de San José, quien fue detenida el 22 de junio de 2017 junto a Leary por presuntamente haber abusado juntos de la hermana menor de ella, cuando tenía 14 años.

La Policía la acusó de lascivia y conducta lasciva con una persona menor de edad, pero la Fiscalía nunca llegó a presentar cargos contra ella y finalmente hoy anunció que no lo hará.

“Eran acusaciones muy serias” que podían haberle costado hasta 20 años de cárcel, señaló el abogado, quien por razones de privacidad no respondió si San José fue evaluada por psicólogos como había pedido la Fiscalía antes de tomar su decisión.

En todas sus comparecencias ante la justicia, San José se había declarado no culpable y durante el proceso rechazó un trato con la Fiscalía para inscribirse en un programa especial para personas sin antecedentes penales.

Según Viera, la joven queda sin “mancha” desde el punto de vista penal con la decisión tomada por la Fiscalía.

La española llegó a Estados Unidos a los 16 años como parte de un intercambio estudiantil y se hospedó en la casa de Leary y su entonces esposa, Claudia.

A los dos años, Leary se separó de su esposa y se casó con San José, pero los tres siguieron viviendo en la misma casa.

La hermana menor de San José fue al parecer abusada sexualmente por Leary y Marta cuando llegó a visitarlos desde España en el año 2012, cuando tenía 14 años.

Leary y San José fueron detenidos, aunque él quedó en liberad bajo fianza y ella encarcelada.

Estando San José en la cárcel, su esposo se suicidó aparentemente inhalando monóxido de carbono dentro de su automóvil. Lo hizo en compañía de su exesposa, pero ella sobrevivió.

En los últimos cinco años, en la casa de los Leary, situada en Cutler Bay, a 30 kilómetros al sur de Miami, estuvieron alojados por lo menos otros once estudiantes extranjeros, según informaciones de prensa. EFE