Esponsales de Mayra y Sebastián

Por Yazmin G. Rivera

bo04Amigos y familiares cercanos de la bonita pareja de novios compuesta por Mayra Patricia Hernández Barrón y Sebastián López Claverie acudieron gustosos al Santuario de Fátima y del Carmen en días anteriores, debido a que tras una bella etapa de noviazgo al fin decidieron unir sus vidas para siempre a través del Sacramento del Matrimonio.

La pareja caminó con emoción al altar para recibir la bendición, por lo que se hicieron acompañar por sus respectivos padres, Sr. Óscar Hernández Rosales y Sra. Carolina Barrón de Hernández, por parte de la novia, así como la Sra. Concepción Claverie de López y Sr. Eduardo López  por parte del contrayente, los cuales lucieron elegantes y con alegría pidieron por la felicidad de los recién casados.

Los asistentes a la misa prestaron atención al mensaje divino y oraron por el nuevo matrimonio, a lo que les desearon lo mejor y junto con ellos agradecieron al Señor por este importante acontecimiento. El cortejo nupcial estuvo conformado por Alfredo Carrasco y Olivia Hernández, quienes fueron padrinos de anillos, así como Saúl Martínez y Brenda Hernández, los cuales participaron como padrinos de mancuerna; Óscar Hernández y Sandra Sánchez fungieron como padrinos de velación y Miguel Flores y Alejandra López Claverie de arras.

Para finalizar la misa, los novios se vieron contentos y muy enamorados, por lo que sellaron su compromiso ante Dios con un bonito beso de amor.

Después de la ceremonia, el nuevo matrimonio siguió celebrando con una elegante recepción, la cual se desarrolló en el Club Campestre de Durango, a lo que demás allegados los acompañaron con gusto. Familiares exprofeso de Tabasco, Monterrey, Chihuahua, Aguascalientes y California, entre otros, los felicitaron y junto con ellos gozaron de una espléndida noche de festejo.

Mayra y Sebastián disfrutaron momentos inigualables como el vals de su amor, el brindis de felicitación y muchos más, por lo que en todo momento se notaron agradecidos y felices.

Los asistentes degustaron de una rica cena y de un fenomenal ambiente, que perduró hasta altas horas de la madrugada. Fue un día muy importante para los recién casados, que recordarán para toda la vida.

¡Enhorabuena!