Estudiantes piden a Gobierno Nicaragua invite a CIDH a comisión de la verdad

TVN Noticias

Managua, 5 may (EFE).- Estudiantes universitarios demandaron hoy al Gobierno de Nicaragua invitar a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) a que sea parte de una comisión de la verdad para investigar la muerte de al menos 45 personas durante las violentas protestas acontecidas en este país desde el pasado 18 de abril.

“El Estado de Nicaragua debe invitar, en no más de cuatro días, a la CIDH y a los relatores para temas de derechos humanos de la ONU para formar parte de la comisión de la verdad”, solicitaron en un comunicado conjunto la Alianza Universitaria Nicaragüense, el Movimiento Estudiantil 19 de Abril, y el Movimiento Universitario 19 de Abril.

“La Asamblea Nacional, presidida por (el diputado oficialista) Gustavo Porras, leal al régimen Ortega-Murillo, queda deslegitimada para conformar cualquier proceso de investigación que busque esclarecer los crímenes de lesa humanidad cometidos en los últimos 18 días”, apuntó esa coalición de universitarios, en el documento.

La mayoría sandinista y sus aliados de la Asamblea Nacional (Parlamento) de Nicaragua aprobaron el domingo pasado la creación de la Comisión de la Verdad, Justicia y Paz para investigar la muerte de al menos 45 personas durante las protestas.

Esa comisión ha sido criticada por diversos sectores, quienes dudan de su trabajo y su independencia, ya que fue creada exclusivamente por diputados afines a Ortega y su esposa, la vicepresidenta Rosario Murillo, a quien organismos humanitarios responsabilizan de ser, junto con la Policía Nacional, responsables de las muertes.

La CIDH solicitó el pasado 24 de abril al Gobierno de Ortega que le permitiera entrar al país para evaluar lo sucedido y el 1 de mayo recibió la respuesta del Ejecutivo, que le pidió “aguardar el avance de los procesos internos”.

En otro punto, los universitarios exigieron “el cese de la intimidación, represión y persecución por parte de la Policía Nacional y fuerzas de choque del Gobierno hacia los que se han involucrado o se involucren directa e indirectamente en diferentes movilizaciones pacíficas y organizaciones no adeptas al Gobierno de turno”.

Asimismo, condenaron “todo intento de imponer un diálogo a puertas cerradas y bajo las condiciones dictadas por el régimen, por tanto exigimos un diálogo abierto y que sea transmitido” por los medios de comunicación,

Además, solicitaron la presencia del presidente Ortega y la vicepresidenta Murillo en la mesa de diálogo.

Nicaragua atraviesa una crisis que hoy cumple 18 días, debido a multitudinarias manifestaciones a favor y en contra del presidente Ortega, que comenzaron exigiendo medidas de seguridad social y continuaron a pesar de que el mandatario revocó su decisión.

Desde que comenzaron las manifestaciones los enfrentamientos violentos han causado al menos 45 muertos, la mayoría entre el 18 y el 22 de abril pasado, según el Centro Nicaragüense de Derechos Humanos (Cenidh), mientras que otras organizaciones humanitarias elevaron a 63 los fallecidos.

Nicaragua está pendiente del comienzo del diálogo que protagonizarán el Gobierno y el sector privado, con la Conferencia Episcopal (CEN) como mediadora, aunque todavía no se ha establecido una fecha para su celebración. EFE