Exhorta la SSD a prevenir intoxicación por monóxido de carbono

Al registrar seis casos por Intoxicación por monóxido de carbono durante esta temporada invernal en el estado de Durango, la Secretaría de Salud de Durango (SSD) exhorta a tomar medidas preventivas para evitar un incremento de incidencias durante la temporada invernal.

La intoxicación normalmente es causada por la exposición continua al monóxido de carbono emitido por la combustión e inhalación de gas, petróleo, leña, braceros, chimenea y lámparas (de gasolina, gas o petróleo) en espacios cerrados y sin ventilación; así como emisión de gases de los vehículos en marcha en lugares cerrados.

El secretario de Salud, Sergio González Romero, señaló que dichas prácticas son comunes en los hogares de la periferia o zonas serranas durante temporada invernal a fin de mitigar el frío, por ello es importante cumplir con las medidas preventivas como verificar el funcionamiento adecuado de la calefacción.

En caso del uso de braseros o calentadores de petróleo o leña, colócalos en lugares ventilados y apáguelos antes de dormir; evite que niños y adultos mayores manipulen sistemas de calefacción, estufas o braseros y proteja puertas y ventanas con papel o cartón para mantener la temperatura adecuada.

Los signos de alarma por Intoxicación por monóxido de carbono se dan al presentar piel enrojecida, dolor de cabeza, respiración rápida y/o dificultad para respirar y dificultad para deglutir, náuseas y vómito; o síntomas como: pupilas dilatadas, mareos, convulsiones, confusión, trastornos de la conciencia, daño cerebral, dolor de cabeza, muerte y coma.

Por último, resaltó que en caso de intoxicación por monóxido de carbono, se debe llevar a la persona afectada a un lugar ventilado y de inmediato trasladarlo al hospital o centro de salud más cercano, para brindarle la ayuda necesaria y a tiempo.