Exigirán retiren sueldo a regidora faltista

Regidores del PAN y el PRD se pronunciaron a favor de que la petista Marisol Carrillo regrese el sueldo que se le ha pagado durante más de un año en el cual no ha asistido a ninguna de las diez comisiones a las que pertenece ni ha instalado la que preside, habiendo trabajado solo un día a la semana en estos 13 meses.

La edil del Partido de la Revolución Democrática, Juana Santillán, comentó que es una falta de respeto que justamente en el mes de la prevención de la violencia contra la mujer la edil petista siga sin querer instalar la comisión de Equidad y Género y en cambio solicite se le asigne la de Obras Públicas y Educación; “es miembro de diez comisiones y a ninguna ha asistido”, puntualizó.

Reprochó el hecho de que se le pretenda crear una comisión especial para que desde ella atienda los asuntos que podría gestionar en las otras comisiones, por lo que pidió al alcalde no ceder por cuestiones políticas y respetar a la ciudadanía; “ella le está fallando a los ciudadanos que la eligieron para el cargo. Si no puede con el trabajo que lo deje para alguien más”, dijo.

Por su parte el líder de la fracción de regidores del PAN, Carlos Segovia Mijares, coincidió en que es inadecuado ceder ante los chantajes de la regidora del PT, la cual asegura que hace trabajo de gestión en tierra en su distrito, pero que solo va a trabajar un día a la semana; “nosotros no somos testigos de ese trabajo. Solo se le ve en las sesiones de Cabildo y eso no es justo”.

Agregó que el reglamento municipal contempla como una obligación para todos los regidores integrantes del Ayuntamiento la asistencia obligatoria a todas las sesiones de comisión a las que pertenecen, así como instalar las que presiden y acudir puntualmente a las sesiones de Cabildo, con el agravante de suspender sueldos e incluso solicitar se le retiren prebendas y beneficios.

Cabe señalar que desde que inició la administración la regidora del Partido del Trabajo Marisol Carrillo mostró su inconformidad por las comisiones a las que fue integrada y aún más a la que se le asignó como presidenta, por lo que en más de una ocasión ha declarado que ella no asistirá en tanto el Ayuntamiento no reconozca su perfil político y le de las comisiones que merece.