Familia de turista asesinada en C. Rica pide colaboración de Gobierno español

Diario Digital Nuestro País

Madrid, 9 ago (EFE).- Familiares de Arantxa Gutiérrez López, la turista española asesinada el sábado pasado en Costa Rica, pidieron hoy a las autoridades policiales y judiciales de ese país que “no descansen” hasta que el culpable sea encarcelado, y solicitaron al Gobierno de Madrid que colabore en la investigación.

“A nuestro Gobierno le pedimos que nos defienda, que nos avise de nuestro riesgo y que colabore con este caso, porque le necesitamos, que colabore con la investigación y que acompañe a la policía costarricense, que para nosotros es muy importante”, indicó en rueda de prensa Miguel Ángel Escribano, pareja de la mujer muerta.

Acompañado de varios familiares, Escribano se dirigió a los medios en el Ayuntamiento de San Fernando de Henares, localidad de Madrid donde vivía la víctima.

Agradeció el trabajo de los equipos de investigación, los policías y las autoridades judiciales de Costa Rica, done se realizan “fuertes investigaciones sobre este tema”, dijo.

También se mostró muy esperanzado con el compromiso de la Fiscalía de “no descansar” hasta que se haya conseguido resolver el caso.

El Juzgado Penal de Pococí (Caribe) rechazó el lunes por falta de pruebas la prisión provisional solicitada por la Fiscalía para el presunto autor del homicidio, un nicaragüense detenido el sábado pasado (día del asesinato), que permanece custodiado por su condición de inmigrante en situación irregular.

El compañero de Arantxa Gutiérrez criticó que la información sobre Tortuguero, donde ocurrieron los hechos, facilitada tanto por el Ministerio español de Asuntos Exteriores como por el hotel y por el guía turístico no avisara “de ningún riesgo” en la zona, cuando las playas de allí estaban siendo patrulladas “día y noche” por la policía.

“Con el móvil de la agresión sexual, fue asesinada, parece ser, por estrangulación, a tan solo 50 metros del magnífico hotel en el que estábamos, y donde no nos avisaron del peligro que corríamos, al igual que sus autoridades” o las españolas, dijo Escribano.

“Queremos a las mujeres vivas, iguales, dignas y con orgullo, y las queremos así en España, en Costa Rica y en el mundo entero”, enfatizó al recordar a Arantxa.

Los familiares de la mujer asesinada agradecieron el apoyo de la embajada y el consulado españoles en Costa Rica, de las autoridades judiciales y políticas del país y de las fuerzas de seguridad costarricenses, así como del equipo que les ha facilitado apoyo psicológico, el Ayuntamiento y los vecinos de San Fernando de Henares. EFE