Gobierno Ecuador defiende presupuestos ante situación fiscal “insostenible”

Agencia EFE

Quito, 29 nov (EFE).- El ministro ecuatoriano de Economía, Richard Martínez, defendió hoy el proyecto de presupuesto para el ejercicio fiscal de 2019, ante una situación fiscal “insostenible” por el abultado gasto público que el país arrastra desde el pasado.

Martínez, en una comparecencia en la Asamblea Nacional (Parlamento), aseguró que la proforma o proyecto presupuestario entregado por el Ejecutivo para su aprobación, es una cuenta equilibrada que busca garantizar los derechos sin generar un dispendio de recursos.

Además, afirmó, en declaraciones recogidas en la web de la Asamblea, que el proyecto pretende corregir el desequilibrio fiscal sin medidas extremistas de choque que puedan fracturar el tejido social.

Según el ministro, el país vive un momento “complejo” debido a una situación fiscal “insostenible” que se derivada del modelo económico aplicado durante el Gobierno de Rafael Correa (2007-2017), que llevó al Estado a gastar más allá de sus posibilidades, “sin responsabilidad y sin pensar en las próximas generaciones”.

Por ello, aseguró que el único camino para “revertir esa tendencia” es necesario un esfuerzo de la sociedad ecuatoriana junto al actual Gobierno del presidente Lenín Moreno, y a las demás funciones del Estado.

Martínez añadió que la proforma presupuestaria está estructurada con base en una garantía plena de derechos que implique “no gastar más sino, gastar mejor” y ser más eficientes con los recursos disponibles.

Recordó que la cuenta asciende a 31.318 millones de dólares y que representa un 27,7 por ciento del Producto Interior Bruto (PIB), sin sumar la llamada Cuenta de Financiamiento de Derivados Deficitarios, mientras que en el proyecto de 2018 era un 29 por ciento.

El ministro insistió en que un elemento esencial de la propuesta es la eficiencia en el gasto y dijo que por eso las directrices presupuestarias establecerán la reducción de un 10 por ciento en todo el rubro de bienes y servicios de consumo del Gobierno central.

El secretario de Estado afirmó que, pese a que se busca reducir los gastos, no se afectará la provisión de medicamentos, de servicios en el sector salud ni en el ámbito educativo.

Por otro lado, dijo que para el 2019 se incorporarán aproximadamente 1.240 millones de dólares para financiar el pago del 40 por ciento de las pensiones de jubilación, con lo que la asignación global al sistema de seguridad social ascenderá a los 1.995 millones. EFE