Gobierno italiano pide colaboración egipcia en caso de estudiante fallecido

Parlamento-bicameral-de-ItaliaRoma, 6 feb (EFE).- El Gobierno italiano pidió hoy a las autoridades egipcias “plena colaboración” para aclarar las circunstancias del fallecimiento del estudiante italiano Giulio Regeni, cuyo cuerpo llegó a Roma en un avión desde El Cairo.


“Estoy aquí para afirmar mi profunda condolencia y la del Gobierno, y la cercanía a la familia Regeni”, dijo el ministro de Justicia, Andrea Orlando, en el aeropuerto de Fiumicino, adonde llegó pasado el mediodía el cadáver del joven a bordo de un avión de la compañía Egyptair.

“Pero estoy aquí para afirmar la voluntad del Gobierno de que se alcance lo más pronto posible la verdad y que se haga justicia”, agregó el ministro.

“Por eso pedimos la plena colaboración a todas las autoridades egipcias y pedimos que actúen con determinación, transparencia y rapidez. Por nuestra parte hemos asegurado rápidamente la disposición a la cooperación”, agregó.

El ministro recordó que esa cooperación la han prestado “las fuerzas del orden presentes en El Cairo” y lo han hecho sus “autoridades judiciales dedicadas por competencia a la investigación de la verdad en el ámbito del ordenamiento italiano”.

Según los primeros datos de la autopsia efectuada al cuerpo en Roma, la causa de la muerte de Regeni fue un golpe en la cabeza, adelantaron medios locales italianos.

El análisis del cadáver indica que el estudiante fue torturado antes de fallecer, que mostraba señales de contusiones pero no de quemaduras y que todavía quedar por precisar el momento exacto en el que murió, añadieron los medios.

Antes de salir de El Cairo el cuerpo de Regeni una fuente de la seguridad egipcia señaló que las autoridades de ese país interrogan a dos hombres y a una mujer que compartían piso con Regeni en El Cairo, como parte de la investigación para esclarecer las extrañas circunstancias que rodean su muerte.

El viernes un equipo italiano se desplazó a Egipto para seguir las investigaciones en relación con la muerte de Regeni.

Regeni desapareció en El Cairo la noche del 25 de enero, quinto aniversario de la revolución egipcia de 2011, y fue hallado sin vida el miércoles pasado a las afueras de la ciudad.

El periódico estatal egipcio “Al Ahram” indicó que el cadáver presenta signos de tortura y hematomas, circunstancias que hoy también confirmaron medios de prensa italianos, tanto en el cuerpo como en el rostro.

Un amigo de la víctima dijo ayer a Efe en la capital egipcia que ni los familiares ni las amistades de Regeni tienen nada confirmado, por lo que continúan sobre la mesa las opciones de que fuera secuestrado por criminales o arrestado por la policía, aunque esta última posibilidad ha sido negada por las autoridades.

El jefe de la Fiscalía del distrito cairota de Guiza, Ahmed Nayi, ha pedido que se aceleren las investigaciones en torno al fallecimiento de Regeni para esclarecer si detrás hay motivos políticos o criminales, informó el rotativo.

Regeni estaba en Egipto realizando un doctorado sobre economía y sindicatos en la Universidad Americana de El Cairo y su pista se perdió el pasado día 25, cuando fue a tomar el metro en el acomodado barrio de Dokki, en el este de la capital, para dirigirse al centro de la ciudad.

El presidente egipcio, Abdelfatah al Sisi, trasmitió por teléfono el jueves al primer ministro de Italia, Matteo Renzi, el compromiso de las autoridades de Egipto de investigar el “misterio” que rodea la muerte del estudiante. (1)EFE