González Iñárritu: The Revenant tomó riesgos de proporciones históricas

alejandro_gonzalez_inarritu_with_a_camera_in_productionMéxico, 26 ene (EFE).- El director mexicano Alejandro González Iñárritu dijo hoy que su más reciente filme, “The Revenant” (El Renacido), “tomó riesgos de proporciones históricas y pudo haber sido un gran fracaso”, pero que todos los participantes pusieron en el proyecto el corazón “y mucho dinero”.

Reconoció el trabajo histriónico que Leonardo DiCaprio, del cual dijo que sustenta el trabajo de todos los colaboradores del filme, que recibió 12 nominaciones a los Premios Óscar 2016.

“Esta película tomó riesgos de proporciones históricas y pudo haber sido un gran fracaso de la proporción que muchos esperaban, que fuera el ‘Heaven’s Gate’ de ahora y muchos tenían ganas de eso”, dijo González Iñárritu en una concurrida conferencia de prensa en la capital mexicana que convocó a 300 asistentes.

Hacía referencia a la película del estadounidense Michael Cimino, la cual en 1980 llevó prácticamente a la quiebra a la productora United Artists luego de invertir 44 millones de dólares y apenas recuperar 3.

Para salir adelante con “The Revenant” González Iñárritu dijo que muchos pusieron “el alma, el corazón y mucho dinero”, y se tomaron “muchas decisiones valientes ante riesgos muy poderosos”.

“Nada de ese extraordinario esfuerzo humano y artístico sería lo que es y hubiera fracasado si no hubiera estado enfrente de la cámara y cargando la película en sus hombros y en su arte Leonardo DiCaprio”, apuntó.

Insistió en que todo el esfuerzo del equipo fue reforzado por la “extraordinaria ejecución, meticulosidad, sensibilidad y los rangos de emociones” que DiCaprio proyecta.

“Porque al estar filmando yo, los productores y los financieros se dieron cuenta de que este peso y responsabilidad estaba sostenida por un gran ‘performance’ y ejecución del personaje principal, un actor de la talla de DiCaprio”, dijo el director, quien calificó al intérprete de “un camarada, un guerrero y un gran amigo”.

Dijo que la película fue la “experiencia más extraordinaria” que ha tenido como director, así como “el trabajo más grande y difícil que he hecho y que no volvería a hacer”.

También aseguró que su cinta “ya ganó” se acredite o no los Premios de la Academia que se entregarán el próximo 28 de febrero, y elogió el trabajo del director de fotografía y compatriota suyo Emmanuel “el Chivo” Lubezki.

“Las nominaciones que ha recibido ‘The Revenant’ son una satisfacción porque es el reconocimiento de los miembros de la Academia, colegas que están cerca del oficio, y las 12 nominaciones son un reconocimiento al trabajo en equipo que hicimos todos. Más allá de que ganemos o no, creo que la película ya ganó”, apuntó.

González Iñárritu y DiCaprio fueron recibidos como estrellas de rock por unos 100 seguidores que se colaron a la zona de prensa, aunque el área, según los organizadores, estaba restringida.

DiCaprio recordó que hace 20 años estuvo en México para filmar “Titanic”, la película que lo lanzó al estrellato. “Es un honor estar aquí”, dijo, y calificó trabajar con González Iñárritu de “fantástico”.

“Trabajar con Alejandro fue un sueño hecho realidad y creo que nadie más pudo haber logrado lo que él logró con la película, y me gustaría volver a trabajar con él en otra ocasión”, dijo un DiCaprio relajado, pero serio.

El actor, de 41 años, dijo que es muy satisfactorio ser reconocido por sus colegas aunque su intención al hacer la película no era ganar premios.

“Al hacer películas quieres hacer una pieza de arte única, y si el filme merece un premio o no está en manos de otras personas. Con esta película, Alejandro hizo un cine que trascenderá generaciones y no se debe discutir si ganará un Oscar sino lo que contribuye al arte”, finalizó. EFE