Hombre se va al vacío, en el mirador de Río Chico, al parecer por tomarse una selfie. Lo rescatan con vida

Un hombre se fue al barranco de más de 120 metros de profundidad en el mirador de “Las Curvas de Río Chico”, resultó visiblemente maltrecho, pero está vivo, luchando por su existencia.

HASTA el fondo del barranco, y…basurero llegaron los rescatistas.

Guillermo Leyva Ruiz, de 47 años de edad y vecino de esta capital paseaba con otras personas por el conocido paraje turístico localizado a la altura del kilómetro 27 de la libre  Durango-Mazatlán.

Lo rescató personal de la direccion municipal de Protección Civil, cuyos bomberos brindaron la atención prehospitalaria a Guillermo a fin de llevarlo a un hospital para su valoración y una mejor atención médica.

No se sabe a ciencia cierta qué ocurrió, si efectivamente Leyva Ruiz se tomaba una selfie temeraria, a la  orilla del precipicio, si andaba tomado y dio un mal paso o por qué razón caminó hasta la orilla del acantilado.

El caso es que cayó más de 120 metros, entre los cuales se fue golpeando cabeza y cuerpo.

Sus acompañantes llamaron a los servicios de emergencia pidiendo la ayuda de los rescatistas verticales para que emplearan toda su experiencia a fin de traer con vida a aquel hombre a mejor terreno.

Y lo lograron, pero el varón aquel ha quedado visiblemente maltratado, por lo que ameritó su hospitalización en un nosocomio de la capital.

BASURERO en un lugar turístico.

Ignoramos en este momento cual es el estado real de aquel hombre, pues los médicos estarían atendiéndole y por lo mismo no tenemos conocimiento exacto del tipo de lesiones que sufrió, aunque por la altura a la que se precipitó, pudo no nada más lastimarse, sino dejar la vida entera, y sin embargo, hasta el cierre de la presente sigue con vida.