Hosszu recupera la sonrisa en la Copa del Mundo

Marca

Redacción deportes, 7 sep (EFE).- La húngara Katinka Hosszuj se olvidó de su gris actuación en los pasados Europeos de Glasgow y recuperó la sonrisa con el inicio de la Copa del Mundo de natación, la competición fetiche de la magiar, tras colgarse este viernes dos oros y una plata en la prueba disputada en Kazan (Rusia).

De hecho, Hosszu es la nadadora que más triunfos, con un total de 252 oros, acumula en la historia de la Copa del Mundo, una increíble cifra a la que la húngara añadió este viernes dos oros más con sus victorias en los 400 libre y los 200 mariposa.

Triunfos, eso sí, que no vinieron acompañados de grandes marcas, ya que si Hosszu se impuso en la final de los 400 libre con unos discretos 4:12.19, en los 200 mariposa la nadadora magiar se alzó con el oro con un tiempo de 2:08.93, a más de cuatro segundos de su plusmarca continental -2:04.27-.

Y es que pese a sus victorias en Kazan, la “dama de hierro” no parece haberse recuperado totalmente de la traumática ruptura con su marido y entrenador, el estadounidense Shane Tusup, que ya lastró su concurso en los pasados Europeos de Glasgow, donde la magiar tuvo que “conformarse” con una única medalla de oro en los 200 estilos.

Una ruptura que Katinka Hosszu parece dispuesta a olvidar a base de medallas en Kazan, donde la húngara completó su botín en la primera jornada con la plata que se colgó en la final de los 50 espalda, donde fue derrotada por la holandesa Kira Toussaint.

Más brillantes fueron los tiempos de la Sueca Sarah Sjostron, que se quedó a nueve centésimas de la mejor marca mundial del año -23.74- que ella misma posee, tras alzarse este viernes con el triunfo en la final de los 50 libre con un crono de 23.83 segundos.

Un tiempo que volvió a confirmar a la sueca como la “reina” indiscutible de la velocidad, en una final de altos vuelos en la que Sjostrom se impuso a las holandesa Ranomi Kromowidjojo -24.55- y Femke Heemskerk -24.64-.

Igualmente destacado fue el tiempo logrado por el ruso Vladimir Morozov, que se impuso en la final de los 50 libre con un registro de 21.49, la octava mejor marca mundial del año, por delante del estadounidense Michaek Andrew -21.99- y el ucraniano Andrii Govorov -21.99-.

Más sorprendente fue el triunfo del estadounidense Michael Andrew que derrotó con un crono de 51.96 al sudafricano Chad Le Clos en una final de los 100 mariposa, en la que el nadador africano partía como claro favorito.EFE