Inicio > Noticias > Internacional > India consigue acceso consular con exoficial condenado a muerte en Pakistán

India consigue acceso consular con exoficial condenado a muerte en Pakistán

Nueva Delhi, 2 sep (EFE).- La India consiguió hoy tener acceso consular con Kulbushan Jadhav, un supuesto espía indio condenado a muerte en Pakistán, semanas después de que la Corte Internacional de Justicia (CIJ) ordenase la revisión de esa pena y la garantía de sus derechos consulares.

“El acceso consular de hoy es parte de las obligaciones vinculantes de Pakistán, según lo ordenado por la CIJ, para garantizar una revisión y reconsideración efectivas de la condena y sentencia contra Jadhav en un proceso absurdo”, indicó el portavoz del Ministerio de Exteriores, Raveesh Kumar, en un comunicado.

Jadhav fue detenido en la conflictiva región de Baluchistán (sur de Pakistán), a principios de marzo de 2016 y poco después admitió que era un espía indio, confesión que fue grabada y emitida por televisión.

El excomandante de la Marina pudo reunirse con el representante de la Alta Comisión de la India en Islamabad, Gaurav Ahluwalia, “a la luz de la sentencia unánime de la Corte Internacional de Justicia emitida el 17 de julio de 2019”, señaló el portavoz.

Aunque se espera un informe exhaustivo sobre la reunión con los representantes consulares de la India en Pakistán, “era evidente que Jadhav estaba bajo una aparente presión extrema para repetir una narración falsa para reforzar las afirmaciones insostenibles de Pakistán”, aseguró Kumar.

“Decidiremos -agregó- una acción adicional después de recibir un informe detallado de nuestro representante diplomático y determinar el cumplimiento de las directivas de la CIJ”.

El Ejecutivo de Islamabad explicó que el encuentro entre el ciudadano indio y el jefe de la misión consular duró dos horas y tuvo lugar “en presencia de funcionarios del Gobierno de Pakistán”.

La reunión, afirmó, se celebró sin restricciones en cuanto al idioma de comunicación, como había solicitado la India, “con el fin de garantizar la transparencia y en línea con los procedimientos estándar”, y fue grabada.

El exoficial fue condenado a muerte por un tribunal militar paquistaní en abril de 2017 por “actividades de espionaje y sabotaje”, pero la India llevó el caso a la alta corte de la ONU, que un mes después dictaminó la suspensión de la ejecución como medida cautelar.

De acuerdo a las alegaciones de la parte india, la confesión de Jadhav fue usada “como un arma de propaganda” y, además, Pakistán no hizo públicas las pruebas en las que se basaba la acusación contra él. EFE