Ingram y Ball se perderán el resto de la temporada con los Lakers

Los Angeles (EE.UU.), 9 mar (EFE).- Los titulares, el alero Brandon Ingram, y el base Lonzo Ball, no volverán a jugar más esta temporada con Los Angeles Lakers, debido a las lesiones que sufre, de acuerdo a la información ofrecida esta noche por el equipo.

Con escasas opciones a estar en la competición de los playoffs, los Lakers no quieren arriesgar la integridad física de ambos jugadores.

Ingram, al última baja de los Lakers, fue diagnosticado con trombosis venosa profunda en el brazo derecho.

El entrenador de los Lakers, Luke Walton, no quiso dar detalles al respecto, sólo indicó que Ingram estará fuera de acción por lo que resta de la temporada.

Mientras que sobre Ball, fuentes cercanas al equipo indicaron que el jugador seguirá de baja lo que falta del campeonato ya que no se ha recuperado del esguince de tobillo de grado 3 que sufre y un moretón en los huesos.

Ingram ya había mostrado síntomas de no estar bien, ya que se había perdido los últimos dos partidos debido a dolores en el hombro derecho.

Luego de que Ingram fue sometido a exámenes médicos, el diagnóstico indica que presenta trombosis venosa profunda, una afección causada por un coágulo de sangre, frecuentemente acompañada de hinchazón y dolor en una extremidad.

Ingram estaba jugando el mejor baloncesto de sus tres años de carrera antes de su lesión al promediar promedios de 18,3 puntos y 5,1 rebotes por partido.

Walton dijo que “Hemos dado a conocer lo que le está pasando (a Ingram), pero no voy a entrar en todos los detalles porque consideramos que no es necesario”.

El entrenador de los Lakers reiteró que lo importante para ambos jugadores era su salud y que pudiesen recuperarse por completo de cara a no correr ningún riesgo en su carrera profesional.

Walton agregó que como el resto de los directivos estaban en la fase de conocer más detalles de la dolencia que sufre Ingram y lo único seguro era que no volvería a competir más por lo que resta de temporada.

Por lo que respecta a la lesión que sufre Ball, el jugador no se desarrollaba de manera adecuada porque se le veía haciendo tiros sin saltar.

Ball sufrió el esguince de grado 3 en el partido que los Lakers disputaron en el Toyota Center de Housto, ante los Rockets, el pasado 19 de enero y luego tuvo una contusión en los huesos que afectó aún más su recuperación.

El equipo dijo que esperan que pueda recuperarse por completo y tenga tiempo para trabajar en la temporada baja.

El verano pasado, Ball se sometió también a una operación para que los doctores pudiesen repararle la rotura de menisco que sufrió en la rodilla derecha.

Debido a que los Lakers (30-35) se encuentran en declive en la temporada regular y están lejos de pasar a las finales, la organización decidió dejar descansar a Ball y jugar con sus jóvenes promesas.

Los Lakers también habían informado con anterioridad, que el alero estrella LeBron James tendrá reducido el número de minutos que vaya a disputar con el equipo después que la posibilidad de hacer los playoffs es muy reducida.

De no jugar los Lakers los playoffs, James se los perderá por primera vez en 15 temporadas después de haberlos disputado 14 años seguidos, y en los últimos ocho llegar a las Finales, que ganó tres veces, dos con los Heat de Miami y otra con los Cavaliers de Cleveland.EFE