Inicia vida cristiana  el pequeño Rodolfo Centeno Osuna

  • Y celebra su primer añito de vida, con una bonita fiesta de cumpleaños

En el Templo de Santa Ana y la Sagrada Familia se llevó a cabo en días pasados la ceremonia de bautismo del niño Rodolfo Centeno Osuna, quien  fue bañado por las aguas  benditas del Jordán y fue acompañado de sus consentidores padres los señores Karen Yamel Osuna y Rodolfo Centeno Arroyo, los cuales también agradecieron a Dios por el primer año de su hijo.

En esta ocasión le confiaron la odisea de fungir como sus  padrinos a los señores Alberto Abarca y Evangelina Félix, quienes escucharon con atención las palabras del sacerdote Óscar Chávez Mata, quien los exhortó a encaminar en una vida cristiana al niño tal y como lo manda la Iglesia Cristiana.

Posteriormente se  procedió a la unción de los santos aceites sobre la frente y el pecho de Rodolfo, para luego verter las aguas benditas sobre la cabeza del nuevo integrante de la comunidad católica.

Finalmente, se llevó a cabo el encendido del cirio pascual y una vez que se mostró la luz lo tomaron en sus manos papás y padrinos para comprometerse a velar por el desarrollo y formación del nuevo hijo de Dios.

Al finalizar la ceremonia familiares e invitados se trasladaron hasta las bonitas instalaciones del salón de eventos “Juniors Land”, donde  todos disfrutaron de una deliciosa, comida la cual se hizo acompañar de algunas refrescantes bebidas, ricos postres y botanas, las cuales fueron preparadas para esta gran celebración de bautizo y cumpleaños del simpático Rodolfo.

Durante el ameno festejo acompañaron al festejado sus amorosos abuelitos, tíos y primitos, los cuales durante toda la tarde lo llenaron de muchas bendiciones y de innumerables apapachos, el cual apagó su primera velita de su primer pastel de cumpleaños mientras todos los invitados le entonaban las ya tradicionales  Mañanitas.

Sin duda alguna todos se mostraron muy felices por el importante acontecimiento   ya que disfrutaron de una agradable tarde así como de entretenidas charlas, además no pudieron faltar los significativos regalos los cuales se hicieron presentes en  esta celebración familiar.

¡Muchas felicidades!