Inicio > Noticias > Local > Invertir en capital humano, la mejor apuesta para una empresa

Invertir en capital humano, la mejor apuesta para una empresa

En México la mayoría de los empleados cambian de trabajo para buscar un crecimiento profesional; de acuerdo con una encuesta realizada por OCCMundial, 78% de los empleados señalaron esto como su razón principal a la hora de buscar nuevos aires. En este sentido, el 72% afirmó que busca un mejor salario y el 49% mejores prestaciones laborales.

La desmotivación resultante de la falta de oportunidades y crecimiento puede impactar negativamente en la productividad de una empresa, además de provocar estrés, ansiedad y un mal ambiente laboral entre sus colaboradores. Según cifras del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) el 75% de los trabajadores mexicanos padece fatiga por estrés laboral.

Implementar planes de desarrollo e invertir en el capital humano puede generar un efecto positivo en la eficiencia y productividad. Para obtener mejores resultados de los trabajadores en el futuro, las empresas deben invertir activamente en su educación (a través de cursos, seminarios, diplomados y otras actividades formativas) y su salud (atención médica, seguro de gastos médicos, incentivar ejercicio físico, etcétera).

“Invertir en capital humano es una inversión integral: los trabajadores están mejor formados, son más eficientes y desarrollan una mayor capacidad de decisión. En lo personal, aumentan sus niveles de felicidad, satisfacción laboral y compromiso. Sin duda, una inversión en capital humano aumenta las posibilidades de éxito”, señala Andrea Rojas, Head de Recursos Humanos en Runa.

En este sentido, de acuerdo con Runa, estas son las principales ventajas de invertir en capital humano:

Retención del talento. Invertir en capital humano puede ayudar a que profesionales eficientes y de alto desempeño permanezcan en la empresa por mucho más tiempo. Para este fin, se deben de conocer las necesidades del empleado, así como desarrollar un plan de crecimiento profesional en el que se incluyan metas e incentivos. La retención de talento disminuye la rotación del personal, lo que genera menos gastos, además de garantizar una mayor fluidez y productividad en los procesos.

Compromiso del trabajador y del cliente. El capital humano es primordial para lograr las metas y el crecimiento de la organización. Para incrementar el compromiso de los colaboradores es vital invertir en ellos. El compromiso mejora la relación de trabajo, genera una mayor apropiación de las actividades, y fomenta el rendimiento y la proactividad.

El aumento en el compromiso y la satisfacción del colaborador también tiene un impacto en la fidelidad del cliente. Cuando los clientes interactúan con un trabajador comprometido, es más probable que obtengan una experiencia positiva y esto a su vez aumenta su satisfacción .

Productividad. La inversión en el capital humano puede generar cambios sustanciales. La productividad de un empleado puede incrementar cuando estudia, tiene oportunidades de crecimiento y metas, cuida su salud y tiene atención médica. Un buen nivel de calidad de vida laboral se traduce en mayor eficacia y eficiencia en la organización, además de un ambiente de trabajo ameno que genera motivación.