Inicio > Noticias > Internacional > Italiano Stefano Gatto culmina período como embajador de la UE en Guatemala

Italiano Stefano Gatto culmina período como embajador de la UE en Guatemala

Guatemala, 12 ago (EFE).- El embajador de la Unión Europea (UE) en Guatemala, el italiano Stefano Gatto, difundió este miércoles una carta de despedida de su cargo previo a su salida del país centroamericano el próximo viernes, tras cuatro años al frente de misión y de haber retomado la “cooperación” mutua.

Gatto volverá a Bruselas luego de su paso por Guatemala, un país al que arribó en 2016 con una “agenda de cooperación que me encontré casi parada a mi llegada”, y que deja “puesta en marcha en su integralidad”, con la lucha contra la desnutrición, la cooperación económica contra el cambio climático y con “todos los programas en ejecución y dando resultados”, como indicó él mismo en la misiva.

El diplomático lamentó no haber podido despedirse “presencialmente” de personas e instituciones con las que trabajó estos cuatro años, debido a la situación de la pandemia de la COVID-19 y reiteró el “gran honor” de haber concluido esta “tarea apasionante, difícil y exigente”.

En su lugar, llegará en una fecha por definirse el austriaco Thomas Peyker, actual asesor e inspector de delegaciones del Servicio Europeo de Acción Exterior, quien estará a la espera de la disponibilidad de vuelos y movilidad para poder concretar su arribo a Guatemala, indicó a Efe el jefe de prensa de la embajada de la Unión Europea, Sergio de León.

La pandemia ocasionó que la misión liderada aún por Gatto fuera “flexible” con la “puesta en marcha de los programas de cooperación”, que se adaptaron a la emergencia de la COVID-19, dijo el embajador en su carta.

Guatemala contabiliza 2.267 decesos a causa del virus y un total de 59.089 casos confirmados acumulados, desde que el pasado 13 de marzo el Gobierno hiciera oficial el primer contagio de un paciente que viajó a Europa.

Gatto enfatizó que en los últimos meses la UE llevó al país las pruebas “que necesitaba”, unas 70.000 del tipo RT-PCR para detectar en tiempo real al coronavirus SARS-CoV-2.

Otro programa que sufrió modificaciones fue el de Agricultura, “que se prolongó este año para permitir profundizar las tareas en el ámbito del desarrollo rural”. Además, el programa de Competitividad dejó “remanentes” que fueron usados para proveer al país centroamericano de mascarillas para los mercados.

También, se lanzaron programas para combatir la desnutrición infantil en conjunto con Unicef y el Programa Mundial de Alimentos, concluyó Gatto. EFE

%d bloggers like this: