Inicio > Noticias > Internacional > Japón ve en último test de misiles norcoreano un nuevo nivel de amenaza

Japón ve en último test de misiles norcoreano un nuevo nivel de amenaza

Tokio, 25 mar (EFE).- Japón se mostró este viernes preocupado tras el último lanzamiento norcoreano de un misil, aparentemente el de mayor rango hasta ahora, que cayó en aguas japonesas y considera que eleva la amenaza contra su seguridad territorial a un nuevo nivel.

El test en la víspera de lo que Pionyang ha dicho que es un nuevo misil balístico intercontinental (ICBM), el Hwasong-17, plantea “una nueva dimensión de grave amenaza a la seguridad y paz de Japón, la región y la comunidad internacional”, dijo hoy el portavoz gubernamental, Hirokazu Matsuno, en una rueda de prensa.

Matsuno tildó de “problemático” y “peligroso” el test, realizado sin previo aviso a las autoridades aéreas y marítimas pertinentes, poniendo en riesgo la seguridad de barcos, aviones y la población.

El misil, que fue lanzado desde las inmediaciones del aeropuerto internacional de Pionyang, voló a más de 6.200 kilómetros de altura y recorrió 1.080 kilómetros durante más de hora antes de caer en aguas niponas, a unos 150 kilómetros al oeste de la isla de Hokkaido, por lo que es el que más cerca ha caído de territorio japonés hasta ahora.

“Corea del Norte está aumentado sus provocaciones” en un momento especialmente sensible en el que la comunidad internacional está centrada en la adopción de medidas por la invasión rusa a Ucrania, recriminó Matsuno al régimen.

El portavoz japonés también criticó la aparente decisión del Norte de abandonar su autoimpuesta moratoria sobre el lanzamiento de misiles ICBM en 2018.

“La postura de Corea del Norte sugiere que no tiene intención de detener sus operaciones para ampliar el alcance de sus misiles balísticos ni sus actividades de desarrollo nuclear, por lo que consideramos que podría haber más provocaciones”, añadió.

El test norcoreano, el primero de un misil balístico intercontinental (ICBM) desde 2017, apunta a que el nuevo proyectil de Pionyang es capaz de volar en torno a 15.000 kilómetros, el máximo rango dentro del arsenal del régimen, suficiente para alcanzar la costa este estadounidense o cualquier punto de Europa.

Sobre la reunión del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas (ONU) programada para hoy, Matsuno dijo que espera que el organismo sea capaz de enviar “un mensaje fuerte y claro” al régimen, al que pidió ceñirse a las resoluciones de armamento del organismo. EFE

error: Content is protected !!
A %d blogueros les gusta esto: