Kobayashi busca el segundo triunfo japonés en el Cuatro Trampolines

Adrian R. Huber

Madrid, 28 dic (EFE).- Ryoyu Kobayashi, sorprendente líder de la Copa del Mundo, busca convertirse, 21 años después de que lo lograse Kazuyoshi Funaki, en el segundo japonés en ganar el Cuatro Trampolines, el prestigioso torneo de saltos de esquí nórdico, que arranca en Oberstdorf (Alemania) -donde este sábado se disputa la calificación- y en el que defiende título el polaco Kamil Stoch.

Ryoyu, hermano menor de otro saltador, Junshiro Kobayashi -que la pasada temporada ganó una prueba, en Wisla (Polonia)-, y que el mes pasado cumplió 22 años, estrenó su palmarés este mismo curso, en el que lleva cuatro triunfos: los dos de Ruka (Finlandia), el de Nizhny Tagil (Rusia) y el de Engelberg (Suiza) del pasado día 16. Victorias que lo colocan al frente de la Copa del Mundo y le conceden, por tanto, la condición de favorito en el Cuatro Trampolines.

Torneo cuya primera prueba se disputa el domingo y que alcanzará su segunda etapa el Día de Año Nuevo en Garmisch-Partenkirchen, asimismo en Alemania; antes de cerrarse en territorio austriaco, donde Innsbruck albergará la tercera prueba, el 4 de enero, y Bischofshofen coronará al vencedor de la sexagésima séptima edición el Día de Reyes.

El japonés, que subió otras dos veces más al podio esta campaña, lidera la competición de la regularidad -para la que también puntúan las cuatro pruebas de la “Vierschanzentournee”- con 556 puntos, 111 más que el polaco Piotr Zola y con 191 más que Stoch: campeón olímpico en ambos trampolines en los Juegos de Sochi (Rusia), en 2014; y que el pasado mes de febrero ganó oro en la rampa grande y bronce por equipos en la cita olímpica de PyeongChang (Corea del Sur).

Stoch, de 31 años, último ganador de la Copa del Mundo -certamen que también se anotó en 2014-, revalidó la pasada temporada su victoria de la anterior en el tradicional torneo navideño; igualando la proeza del alemán Sven Hannawald, que la edición 2001-02 se había convertido en el único en anotarse el triunfo después de ganar en todos y cada uno de los cuatro trampolines.

Con anterioridad a Hannawald, el que más se aproximó al pleno en un Cuatro Trampolines fue precisamente Funaki, a quien pretende emular Kobayashi.

Funaki, que en los Juegos Olímpicos de Nagano’98 ganó oro en el trampolín grande y por equipos, a lo que añadió una plata en la rampa normal, ya había advertido de su excelente estado de forma un mes antes de la segunda cita invernal que albergó Japón, después de la de Sapporo’72 (en la que ‘Paquito’ Fernández Ochoa ganó el único oro de toda la historia de España, en el eslalon de esquí alpino).

Kazuyoshi había ganado en Oberstdorf, en Garmisch-Partenkirchen y en Innsbruck; pero en la cuarta y última prueba, en Bischofshofen -que ganó, curiosamente, Hannawald- ‘sólo’ pudo ser octavo. No logró el ‘pleno’, pero se convirtió en el primer japonés de la historia en ganar el Cuatro Trampolines.

Kobayashi aspira ahora a ser el segundo nipón en lograr esa gesta y llevarse a Japón la estatuilla del águila dorada que señala al vencedor del tradicional certamen navideño, que nadie ha ganado tantas veces como el finlandés Janne Ahonen (cinco).

En un torneo que arranca este sábado con la calificación para la prueba del domingo, en el trampolín del Schattenberg -de 137 metros, con punto de cálculo de 120-; y que en una sola ocasión (la temporada 2005-06) fotografió a dos vencedores en lo más alto del podio: en esa edición, Ahonen compartió triunfo -exactamente con los mismos puntos- con el checo Jakub Janda.

– Calendario de la LXVII edición Cuatro Trampolines:

30 de diciembre: Oberstdorf (GER)

01 de enero: Garmisch-Partenkirchen (GER)

04 de enero: Innsbruck (AUT)

06 de enero: Bischofshofen (AUT). EFE