La imagen de Nicaragua en EE.UU. ha cambiado “en una manera no muy buena”

Managua, 13 oct (EFE).- La embajadora de Estados Unidos en Managua, Laura F. Dogu, aseguró hoy que la imagen de Nicaragua en Washington ha cambiado “en una manera no muy buena”, principalmente por el estado de la democracia del país centroamericano.


“Hay una preocupación muy grande en Washington por parte de todos sobre lo que está ocurriendo en Nicaragua en este momento”, dijo la diplomática al Canal 15 de la televisión local.

Según Dogu, quien acaba de regresar de Washington, “antes la imagen de Nicaragua era de un país tratando de mejorar su economía, avanzando con buena seguridad (ciudadana) mejor que otros países en esta región del mundo, pero ahora es de preocupación sobre el estado de la democracia aquí”.

“Ha cambiado esa perspectiva completamente y hay una preocupación sobre el futuro para Nicaragua”, recalcó.

El mes pasado la Cámara de Representantes de Estados Unidos aprobó por unanimidad un proyecto de ley para que las instituciones financieras frenen los préstamos a Nicaragua hasta que este país centroamericano celebre unas elecciones “libres, justas y transparentes”.

El proyecto de ley, presentado por la representante republicana Ileana Ros-Lehtinen, deberá pasar ahora al Senado, donde es promovida por el senador texano y exaspirante a la candidatura presidencial republicana Ted Cruz, quien al igual que la congresista es de origen cubano.

El proyecto de ley tiene como fin hacer que la Administración del presidente Barack Obama se oponga a la concesión de préstamos al Gobierno de Managua, exceptuando los destinados a satisfacer las necesidades básicas humanas.

El motivo de esta iniciativa es el hecho de que el actual presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, vuelve a presentarse como candidato a las elecciones del 6 de noviembre en su país, para su cuarto mandato presidencial y tercero consecutivo.

Los comicios de noviembre en Nicaragua se celebrarán sin observación electoral y con Rosario Murillo, esposa de Ortega, como aspirante a la Vicepresidencia.

Además, en medio de una gran tensión debido a que los poderes Judicial, Electoral y Legislativo han anulado al principal grupo opositor y han despejado el camino a Ortega, líder del Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN), ya que el resto de partidos que compiten son minoritarios.

La diplomática anotó que para su Gobierno “un sistema democrático en cualquier país es algo muy importante”.

La propuesta de sanciones contra Nicaragua ha sido criticada por la administración de Ortega, que calificó la medida de “injerencista”.

EE.UU. es el principal destino de las exportaciones de Nicaragua, la principal fuente de remesas, sus inversiones generan 300.000 empleos en el país y acoge a casi 400.000 nicaragüenses. EFE