La OEA pide a Guatemala recapacitar en su lucha contra la violencia de género

Patricia Pernas

Guatemala, 13 jul (EFE).- La presidenta del Comité de Expertas del Mecanismo de Seguimiento de la Convención de Belém do Pará (MESECVI) de la Organización de los Estados Americanos (OEA), Sylvia Mesa Peluffo, pidió hoy a Guatemala “recapacitar” en su lucha contra la violencia de género y afianzar su legislación.

Haciendo suyas las palabras de la exvicepresidenta de Costa Rica Ana Helana Chacón, “con la ley no alcanza pero sin la ley no se avanza”, Mesa manifiesta a Efe su preocupación por el fallo de la Corte de Constitucionalidad de Guatemala, que autoriza una rebaja de la pena a los reos culpables de feminicidio.

“Con este fallo de la Corte estamos dando un paso atrás en lo que se había logrado en materia de protección de derechos a las mujeres. Lo que se está pidiendo es rectificar la decisión y tomar medidas legislativas para que las víctimas de violencia puedan tener acceso a la Justicia garantizando su seguridad y su reparación”, proclama.

Esta activista y feminista, psicóloga de profesión y con una maestría en Estudios de la Mujer, explica que además de aumentar las represalias contra las víctimas hay otro aspecto “muy serio”, y es que supone “un paso hacia la impunidad de los agresores”.

El artículo 7 de la Convención de Belém do Pará, la Convención Interamericana para Prevenir, Sancionar y Erradicar la Violencia contra la Mujer, establece la obligación de los Estados a actuar con debida diligencia para investigar y sancionar la violencia contra las mujeres, estableciendo procedimientos legales justos y eficaces.

Mas la sentencia del Constitucionalidad va en el sentido opuesto y además de responder a un sistema de justicia patriarcal, promueve la impunidad de los agresores, no garantiza la seguridad de las víctimas, y envía a la sociedad un mensaje de tolerancia con la violencia de género en un país donde en 2017 murieron dos mujeres al día.

“Manda un mensaje de que la violencia contra las mujeres no es importante, que el Estado es permisivo, y eso se contradice con las convenciones y tratados internacionales” ratificados por Guatemala, expone Mesa, una mujer que desde sus inicios se ha comprometido con la igualdad y la erradicación de la violencia.

La experta intenta crear conciencia en la sociedad y asegura que la no reducción de las penas para los condenados por feminicidio no violenta su derecho a la reinserción y pide tener en cuenta, a la hora de opinar sobre este asunto, un “enfoque de género”.

“No estamos hablando de cualquier delito. Son acciones que están basadas en la estructura de una sociedad que históricamente ha establecido relaciones desiguales” y es ahí, prosigue, donde no se puede aplicar como tal el principio de “igualdad formal”, puesto que en la violencia contra la mujer se violan los derechos de igualdad con relaciones de poder, superioridad y abuso.

Es por ello que el comité que dirige, además de expresar su “repudio”, solicita al Estado de Guatemala “enmendar la plana”, porque este fallo puede sentar precedentes que luego son muy difíciles de echar atrás.

El Comité de Expertas del Mecanismo de Seguimiento de la Convención de Belém do Pará está trabajando en la redacción de una “ley modelo interamericana para sancionar el femicidio”, donde también están involucradas sus Cortes, para que entiendan porque esas leyes “son especiales”.

La idea es basarse en cuestiones de derechos humanos, no solo de los acusados, sino también de las víctimas, que se suelen perder “de vista en estos casos”.

Y más en países como Guatemala, una de las naciones de América Latina y El Caribe donde las mujeres están en “mayor riesgo” junto con otros como México, Brasil, Argentina, El Salvador o Honduras.

Pero además de este “llamado de atención”, Mesa pide pensar a largo plazo y establecer políticas públicas de protección y prevención, además de hacer campañas para informar a las mujeres sobre sus derechos. Para que no se les olvide. Para que denuncien. EFE