La selección boliviana que llegó al Mundial de 1994 homenajeará a su hinchada

La Paz, 14 sep (EFE).- La celebración por los 25 años de la clasificación de Bolivia al Mundial de Estados Unidos en 1994, la única en su historia, incluirá un agradecimiento de los jugadores que la integraron a su hinchada, anunciaron este viernes Carlos ‘Pichicho’ Borja, Miguel Ángel Rimba y Marcelo Torrico.

Los exjugadores, encargados de organizar el festejo en La Paz, han bautizado “Partidos de la gratitud” al que se jugará este sábado en la ciudad oriental de Santa Cruz y al del martes en La Paz con motivo de las bodas de plata de la clasificación al Mundial de 1994.

El exdefensa Rimba explicó que la clasificación al Mundial no fue un logro del entonces presidente de la Federación Boliviana de Fútbol, Guido Loayza; del entrenador español Xabier Azkargorta o de los jugadores sino “de todo el pueblo boliviano”.

“Es por eso que con estos dos partidos queremos dar esa gratitud a todo el pueblo boliviano por tanto cariño, por tanto respaldo y apoyo”, señaló.

Invitó a la hinchada en La Paz “a llenar el estadio” Hernando Siles, la casa que les acogió en aquellas eliminatorias, para “poder revivir ese día importante para todos”.

Borja opinó que “este partido, más allá de la exposición de 22 cincuentones dentro del campo de juego”.

“Es un partido de gratitud de nosotros hacia el público, hacia esa motivación incesante que tuvo el país con ese objetivo y que gracias a esa motivación pudimos llegar al mundial”, precisó.

El “eterno capitán” insistió en que el mérito de esa clasificación “es propiedad de todo el país”.

“Lamentablemente pensábamos que iba a ser el punto de inflexión del fútbol boliviano, pero las cosas se quedaron ahí y hay que trabajar sumamente fuerte en el fútbol”, opinó Borja, que alternó la banda de capitán en aquella clasificatoria con Milton Melgar.

La campaña de Bolivia para su clasificación al Mundial de Estados Unidos comenzó el 18 de julio de 1993, con el 1-7 propinado a Venezuela en Puerto Ordaz y se selló el 19 de septiembre del mismo año con un empate 1-1 con Ecuador en Guayaquil.

Aquella fue la primera y hasta ahora única vez que Bolivia ganó el derecho a estar en un Mundial de fútbol y lo hizo con resultados como el 2-0 sobre Brasil en La Paz.

Fue la primera vez en 58 años que la selección brasileña perdía un partido de eliminatorias.

En Santa Cruz los exfutbolistas jugarán contra sus contemporáneos de Paraguay y en La Paz contra un combinado nacional conformado por exjugadores como el actual técnico del San José de Oruro Eduardo Villegas y el argentino-boliviano Ricardo Fontana, entre otros.

Los exfutbolistas han contactado al conductor que les transportó al estadio Siles en cada partido de aquellas eliminatorias para que pase a buscar al aeropuerto de El Alto, que sirve a La Paz, a los que llegarán desde otras regiones el martes.

“Bajaremos desde el aeropuerto hacia el hotel con una banda musical acompañando al grupo de jugadores para luego tener el almuerzo el día del partido”, explicó Rimba.

Torrico expresó su deseo de que todos asistan a los partidos “porque a veces a medida que van pasando los años recién uno se da cuenta realmente de la magnitud de lo que se ha conseguido”.

“El aprecio que se nos tenía lo queremos devolver de alguna manera y la única manera que tenemos era y es jugando al fútbol”, añadió el exportero. EFE