Inicio > Noticias > Internacional > Liberados tres cooperantes secuestrados en el norte de Nigeria

Liberados tres cooperantes secuestrados en el norte de Nigeria

Abuya, 16 ene (EFE).- Al menos tres cooperantes han sido liberados tras ser secuestrados el pasado 22 de diciembre en dos incidentes distintos en el noreste de Nigeria, informó hoy la Oficina de Asuntos Humanitarios de la ONU (OCHA).

“Estoy profundamente aliviado de que algunos civiles, incluidos tres trabajadores humanitarios secuestrados por grupos armados no estatales a lo largo de la carretera Monguno- Maiduguri el 22 de diciembre de 2019, fuesen ayer liberados y ahora estén a salvo”, detalló Edward Kallon, coordinador en Nigeria de la OCHA, en un comunicado.

Kallon no especificó si detrás de este rapto -ocurrido en el estado nororiental de Borno- se encuentra el grupo yihadista Boko Haram o su escisión más radical, el grupo Estado Islámico en la Provincia de África Occidental (ISWAP) conocido por asesinar en ocasiones anteriores a varios de sus rehenes.

No obstante, fuentes de las fuerzas de seguridad aseguraron a medios locales que los yihadistas están detrás del secuestro.

El coordinador tampoco precisó para qué organizaciones trabajaban los secuestrados, pero sí recordó que solo en 2019 doce empleados humanitarios perdieron la vida en Nigeria; “el doble que en 2018”, cuando ISWAP asesinó a dos matronas del Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR).

Kallon a su vez expresó preocupación por el destino de la trabajadora de Acción Contra el Hambre Grace Taku, secuestrada cerca de Damasak (Borno) en julio de 2019; y de Alice Loksha, una enfermera del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) raptada durante una emboscada de ISWAP a una instalación militar en Borno en marzo de 2018.

“Estas dedicadas trabajadoras humanitarias brindaban un apoyo vital para millones de las personas más vulnerables de Nigeria”, afirmó Kallon, “nunca deberían haber sido un objetivo ni tener que soportar el trauma de ser cautivos”.

El conflicto yihadista, que cumple una década en el noreste del país africano impulsado por la voluntad de Boko Haram de instaurar a cualquier coste un Estado de corte islámico conservador, ya se ha cobrado la vida de unas 35.000 personas y desplazado a unos dos millones, según cifras de diversas ONG.

%d bloggers like this: